Mi padre, Carlos Manuel Varsavsky (astrofísico, inventor), tuvo una genial idea: la semana de seis dias. Su razonamiento es simple. ¿Por qué tiene siete dias la semana? Siete es un número no divisible. Si la semana tuviera seis dias y no todos descansáramos los mismos dos dias se podría conseguir mantener el producto bruto, es decir, el mismo tamaño de la economía, y todo el mundo trabajaría un día menos. Se trata de una propuesta más factible y viable que la semana de 35 horas que proponen los franceses.

Pero ¿cuál es la clave? Que no toda la población trabaje y descanse los mismos dias. Si se divide a la población en tercios y cada tercio sigue la semana que quiere (de manera estadística, se dividirían en grupos de igual tamaño), los activos fijos de la sociedad (fábricas, escuelas, rutas, oficinas) se usarían permanentemente y las ganancias por el uso permanente de los activos fijos nos darían un día más de descanso. Así de sencillo. ¿No será el momento de que yo vuelva a la carga con esta propuesta? ¿No sería genial que en los fines de semana no estuviera todo lleno?

Sigue a Martin Varsavsky en Twitter: twitter.com/martinvars

Sin Comentarios

marcelo ricciardulli en mayo 26, 2005  · 

Martin, realmente me parece una idea genial la de tu padre, y te agradezco que la difundas ya que sirve para que todos los interesados construyamos sobre ella y logremos mejorarla. Como punto en contra, creo que esto requiere de una sincronización internacional muy importante, difícil de lograr (aunque no imposible). Imaginate que solo la diferencia horaria entre los distintos continentes ya esta generando complicaciones, tanto mas lo haría “estructuras” de días distintos.
Como principal ventaja, excluyente diría yo, es que reduciría notablemente los índices de desempleo, flagelo que tanto daño causa en la estructura individual y social de cualquier país. Dado que un grupo de gente trabajaría menos cantidad de días, otro grupo podría trabajar durante los otros, haciendo que la rueda de la economía gire sin cesar, generando los recursos necesarios para autofinanciar la mayor ocupación de mano de obra. Creo que la combinación es buena: mayor generación de puestos de trabajo con mas días de descanso. GENIAL!
Me interesaría mucho profundizar en este campo. Si necesitas sumar algunas neuronas a las muchas y buenas que vos ya tenés, estoy a tu entea disposición.

Saludos cordiales

Marcelo Ricciardulli

3,0 rating

Sergio Tejo en mayo 27, 2005  · 

Me parece bien buscar soluciones a los problemas, pero no creo que sea esa la solución, ya que si consideramos sobre una población de 100 personas en el mundo, 60 vivirian en Asia, 14 en Africa, 9 en America del Sur, 9 en Europa, 5 en America del Norte, 2 en Rusia, y 1 en Oceania, y ya sabemos que la jornada laboral en Asia es algo diferente que la de Africa, que no tienen nada que ver con el resto del mundo,entonces nos daría que de cada 100 habitantes en el mundo 74 no se los puede organizar de la forma que vos intentas, ya que hoy nadie sacaría su fabricación de Asia, y nadie ínvertiría un centavo en Africa, y a todos en Europa no se los podria meter, así que lamentablemente esto fracasaría cono el Comunismo algo perfecto para alguien imperfecto; sino fijate que todos seguimos gastando tecnología especializada pagando dos centavos (y encima nos ponemos contentos diciendo ¡que barato!)a costa de que los asiaticos trabajen 12. 18. ó como decian en la construcción, en un documental de China que si el pazo de obra no se cumple no hay descanso; aunque viendo un poco mejor aqui en España tampoco se descansa ya que si un politico tiene que inaugurar algo que favorezca unos votos, tampoco se descansa, aunque se produzcan zocabones bajo las vias del tren……
Pero a grandes problemas grandes soluciones, y nuevamente la educación juega el papel mas importante, solo con este arma se combatirian casi todos los males, el problema es que muchos de los que hoy tienen poder necesitan mantenerlo a costa de que la gente no se eduque, solo así logran engañar, mentir, manipular y tergiversar los hechos a su conveniencia, pero este es el camino, primero la educación, luego romperse la cabeza con buenas ideas para solucionar los problemas.

3,0 rating

Javier en junio 8, 2005  · 

Se me ocurren varias razones la primera ¿cómo compaginas las vacaciones
semanales de la familia? para que quieres vacaciones si tu mujer no está en
casa, si los niños están en el colegio… que pasará cuando el profesor de
tus niños le toque librar, ¿qué harán los niños? o es que tendrán un
profesor distinto cada 2 dias??? creo que lo de dos profesores no sería muy
bueno, por que puede ser un poco desorganizado y caótico.
Ese es para mi el principal inconveniente, al final podría ser difícil tanta
compaginación entre distintas empresas para que sus trabajadores se adequen
a sus necesidades y a las de su familia. Claro que si ha colado lo de las 35
horas…
El otro día hablando con un amigo de mi padre me indicaba que el año pasado
compró una empresa en francia, y que aún no ha conseguido tener en una
reunión del comité ejecutivo a más de 4 miembros, ya que siempre hay alguien
de vacaciones… (Lo divertido es que luego en pentecostés el gobierno
quieren que trabajen grátis…)Imaginese como podría ser entonces compaginar
1 reunión con 6 dias.
Por otro lado creo que la aritmética diría que habríamos de trabajar 8horas
y 35minutos durante cuatro dias para igualar el número de horas trabajadas,
así que tampoco entiendo muy bien lo de reducir el trabajo, ya que creo que
en terminos de horas se seguirían necesitando las mismas (si entendí bien la
idea), o tu planteamiento es aún más revolucionario y quieres imponer
semanas de 37.33 horas (8 horas al día por cuatro de cada 6 dias)entonces no
creo que guste mucho a los franceses… seguirán queriendo 9 semanas de
vacaciones al año… (35horas)
En fin que como teoría está bien, pero al tenerla que llevar a la
práctica…

Disculpe haber sido tan negativo,pero estaba leyendo sus opiniones, de las
cuales comparto muchas, y me salió del alma. Supongo que la idea es buena,
ya que me llevo a reflexionar y a escribir.

Javier

3,0 rating

pedro en septiembre 20, 2006  · 

a mi me gustaria

3,0 rating

Gonzalo en septiembre 24, 2006  · 

Lo de la razón de cojer 6 días porque 7 no es divisible me parece un detalle muy interesante y divertido.

Lo de las semanas de 7 días tiene un origen ancestral, un fuerte componente kabalístico.

Por lo que dicen los libros sagrados 7 días se necesitaron para llevar a cabo la creación.

El ciclo lunar de 28 días si es divisible por 7.

El año de 365 días y las semanas de 7 son la forma de combinar/sincronizar los ciclos de los 2 astros que más influyen en la vida nuestro planeta, el sol y la luna.

Lo anterior está ligado directamente con nuestra evolución y el descubrimiento de la agricultura en nuestra lucha ancestral por la supervivencia.

Y es así porque los ciclos mencionados son los que marcan el desarrollo de las plantas y por tanto en las cosechas.

Las plantas están en la base de la pirámide alimenticia de ahí que estos ciclos afecten a su vez a las migraciones, al desarrollo embrionario, y nacimiento de las especies animales, incluido el hombre.

Es decir, el orígen kabalístico de los años y las semanas obedece a la comprensión de un orden natural del que no podemos facilmente desvincularnos.

Aunque hay que reconocer que el cambio climático ya está alterando este orden.

3,0 rating

Hernán Moraldo en octubre 20, 2006  · 

Hola Martín,

Muy interesante tu blog. Lo estuve revisando y me parecieron muy interesantes e inteligentes tus posts.

Quería hacer un solo comentario: la idea está muy buena, pero no hace falta cambiar la cantidad de días en la semana para llevarla a la práctica. Pensá que si tenés siete días a la semana, podés dividir los días que la gente no trabaja de a pares también, empezando por: lunes y martes, martes y miércoles, etc hasta llegar a viernes y sábado, sábado y domingo, domingo y lunes. Como verás aún sin tener que tener semana divisible, podés dividir los días de forma que ningún día de la semana se trabaje más que ningún otro.

Saludos,

Hernán

3,0 rating

Martin Varsavsky en octubre 23, 2006  · 

Si pero el efecto sería menor si la simultaneidad es menor

3,0 rating

Manuel en octubre 25, 2006  · 

Muy buena la idea, pero la idea de tu padre no era una semana de 9 días?

3,0 rating

Martin Varsavsky en octubre 26, 2006  · 

6 ó 9, el tema es que sea divisible por 3

3,0 rating

Hernán Moraldo en noviembre 14, 2006  · 

Sí, tenés razón… con una semana de 6 o 9 días sería mucho más sencillo que con 7.

Saludos,

Hernán

3,0 rating

Alvy en diciembre 6, 2007  · 

Me acordé de este post hoy cuando descubrí que los soviéticos ya intentaron entre 1929 y 1940 algo parecido, semanas de cinco y seis días. Es algo ligeramente diferente pero a la vez similar. Al cabo de unos años… abandonaron.

3,0 rating

trevor en febrero 9, 2008  · 

yo voy a hacer algo parecido a lo que esta haciendo usted,Martin.
Puede sonar comico o extraño,pero voy a abrir un blog dirigigiendome al futuro presidente de los estados unidos para que con su influencia convenca al mundo entero de que una semana de seis dias seria mejor en el mundo que la semana actual de siete dias.

3,0 rating

GUSTAVO EDUARDO CERULLO en septiembre 25, 2008  · 

Martín: Mucho antes de la creación de esta página te envié un mail valorando inmensamente la idea de tu padre sobre la semana de 6 días, si revisás tus viejos mails lo comprobarás. De hecho yo había creado una página refiriéndome a esta ídea llamándola proyecto varsavsky. En aquella época vos me respondiste solicitándome mi curriculum p.f. (que interpreté como por favor). En la página que yo hice recibí tan pocas respuestas como observo en esta por la escasa cantidad de comentarios que se publican. Las virtudes y los posibles alcances del proyecto de tu padre son más amplias de las que vos mismo, Martín, te podes imaginar. Te escribo porque vislumbro la posibilidad de hacer realidad esta idea, y necesito tu autorización para desarrollarla y presentarla en el ambito que sin duda yo considero que es el más apropiado para impulsarla hacia su aceptación y concreción. Espero tu respuesta, por mail o por teléfono a mi celular en Argentina: 011-15-5228-8998. Saludos. GUSTAVO CERULLO – 25-9-2008

3,0 rating

Dejar un Comentario