Hay muchas razones para bloguear. En mi caso, como emprendedor, la principal es dar a conocer mis ideas y contrastarlas con los demás, mejorándolas o a veces hasta aniquilándolas. Los emprendimientos son como mutaciones, nuevas propuestas genéticas, la mayoría fracasa, algunos triunfan rotundamente. Pero hoy, circulando por la blogósfera, descubrí quizás la mejor razón para bloguear. Se trata de una paradoja. Blogueamos para llegar a conocer viejos amigos.

Sigue a Martin Varsavsky en Twitter: twitter.com/martinvars

Sin Comentarios

lluisr en enero 30, 2006  · 

Alex en enero 30, 2006  · 

mariocobretti en enero 30, 2006  · 

Edu en enero 30, 2006  · 

Marcelo Levit en enero 30, 2006  · 

Chis en enero 30, 2006  · 

isaac b en enero 30, 2006  · 

Gabriel (Argentina) en enero 31, 2006  · 

Daniel en enero 31, 2006  · 

Mir en febrero 1, 2006  · 

Alejandro Canepa en febrero 2, 2006  · 

Marcelo Levit en febrero 3, 2006  · 

Rodolfo en febrero 6, 2006  · 

Marcelo Levit en febrero 6, 2006  · 

Marcelo Aliaga en febrero 7, 2006  · 

Dejar un Comentario