En Estados Unidos hay mucho interés en el coeficiente intelectual de las personas y una parte importante del test de coeficiente intelectual es la de “odd one out” es decir la palabra que no corresponde a la lista. Ahora voy a usar un odd one out para contar una historia, aquí va, en la lista de palabras “polla, coño, pasta” (pija, concha, guita), ¿cual palabra no corresponde? Exacto….es pasta.
Leer Más

La situación con respecto al acceso a la banda ancha en Latinoamérica y España es diametralmente opuesta. En Argentina, por ejemplo, el ingreso medio de una persona es 70% menor al de una persona en España, pero la banda ancha es más cara, inclusive convertida a euros, mientras que la cantidad de megas es más baja.

En España tenemos ofertas de 20 megas por 30 euros. En Argentina una oferta de 5 megas cuesta 260 pesos, o sea, más de 70 euros. ¡Pero para un Argentino ganar 260 pesos es como para un español ganar 150 euros! El resultado es que el costo de internet en Argentina es astronómico comparado con España, algo que es bastante difícil de entender en un país en el que la mano de obra cuesta 70% menos y mucho del coste de estas instalaciones es justamente la mano de obra.

Dada esta situación, es comprensible que la mayoría de los latinoamericanos quieran ser Bills. Pero, en este caso, no se trata de querer ganar con los Aliens (los turistas). En Latinoamérica se trata de compartir para poder acceder a la sociedad de la información, que deja a tanta gente afuera, y de compartir para superar la brecha digital. Es más, creo que si los operadores en este entorno promueven FON lograrán aumentar mucho más las ventas.

Hay muchos consumidores listos para entrar en la banda ancha en la región, pero necesitan precios más bajos. La demanda latente de la banda ancha se ve con claridad en la enorme cantidad de cibercafés y conexiones por módem que hay en la región. Mucha gente quiere acceder a internet, pero no puede por lo caro que es.

Me escriben desde Latinoamérica diciéndome que la palabra que tenemos que usar para los que no son foneros y quieren conectarse pagándole a los bills tiene que ser gringo y no guiri. Efectivamente, gringo parece ser una palabra mucho más famosa en el mundo que guiri. ¿Qué hacemos? Ya tenemos muchos foneros chilenos, mejicanos y argentinos que se quieren bajar el soft apenas esté listo. Bastantes son Bills, porque en Latinoamérica los costes del ADSL/cable son mucho más altos en proporción al ingreso que hay en España, y la gente necesita encontrar una manera de navegar gratis y ven clarísima la posibilidad de hacerse Bills y cobrarle a los gringos.

Creo que para que nos entiendan en todo el mundo hispano vamos a tener que llamar gringos a los que no son foneros. Es más, la palabra gringo se hizo tan famosa por las pelis de vaqueros que si salimos en todo el mundo con los bills, linus y gringos, todos lo tendrán claro. Pese a esto, consulto, porque no quiero que se nos enojen los foneros españoles. ¿Guiris o Gringos?

Si hay algo único y distintivo de la Clinton Global Initiative, ello es la sección Commitments del evento. Nunca he visto algo similar. Desde que comienzan las sesiones y durante el resto de cada día, Bill Clinton se sube al estrado y anuncia que una u otra persona ha tomado cierto compromiso –que son muy específicos- con el objetivo de mejorar el mundo.

Por ejemplo, una persona se comprometió a financiar un programa que instruya a los camioneros del África Subsahariana a utilizar condones para evitar que se contagien o contagien a alguien con el virus del HIV. Mientras escuchaba a Clinton haciendo este anuncio, me preguntaba si este programa será parte del currículum de los camioneros en el África Subsahariana a la hora de conseguir la licencia.
Leer Más

Hace años que voy a la conferencia anual del Foro Económico Mundial en Davos. Confieso que me encanta ir y estoy seguro de que Davos es la mejor conferencia del mundo. Sí, es verdad que es muy elitista y que pocos pueden participar. Pero también la universidad de Columbia a la que fui era muy elitista y, sin embargo, es menos criticada que Davos.

La mala prensa que tiene la conferencia anual viene de un sentimiento que existe en los medios y parte del público, por el cual en Davos los ricos consiguen favores de los políticos y que juntos dominan al mundo. Aunque se que voy a sonar poco creíble si digo que no es así, lo voy a decir igual: NO ES ASÍ.
Leer Más

Español / English


Suscribirse al boletín por e-mail:
Últimos Tweets