Current president Evo Morales
Image via Wikipedia

No se si sabías esto. Yo no, pero parece que la llave de tu futuro coche eléctrico la tiene Bolivia. Más de la mitad de las reservas de litio del planeta, el componente indispensable para hacer las baterías de los coches híbridos como mi Lexus o eléctricos como los que quieren hacer en los sistemas que está impulsando Shai Agassi, están nada más y nada menos que en Bolivia. Según un ejecutivo de Mitsubishi:

“There are salt lakes in Chile and Argentina, and a promising lithium deposit in Tibet, but the prize is clearly in Bolivia,” Oji Baba, an executive in Mitsubishi’s Base Metals Unit, said in La Paz. “If we want to be a force in the next wave of automobiles and the batteries that power them, then we must be here.”

(Dice que hay litio en Tibet, Argentina y Chile pero que el “premio” está en Bolivia)

Mi primera reacción al enterarme de esto es que es maravilloso que un país tan pobre como Bolivia, un país de casi 10 millones de habitantes, pero cuyo producto bruto es menos de solo $18 mil millones de dólares, tenga este enorme potencial. Mucho mejor que le toque a Bolivia tener estas reservas que a un país ya desarrollado y rico.

Ahora mi preocupación es que los países en los que los gobiernos logran controlar casi todas las exportaciones tienden a generar dictadores o gobiernos democráticamente elegidos, pero que se comportan como dictaduras. El peligro aquí es que Evo Morales se transforme en el jeque del litio y que el beneficio de este valioso mineral no sea disfrutado por el boliviano medio. Ahora si Bolivia logra consolidarse como democracia, el boom de los coches eléctricos será el boom de Bolivia.

Ahora mismo el chileno medio es 8 veces más rico que el boliviano medio y el español medio es 25 veces más rico. Esperemos que con una inteligente política de explotación de sus recursos naturales estas diferencias se achiquen y los beneficios lleguen a todos los bolivianos.

El desafío será grande, porque no veo como se le puede poner un precio de mercado a un producto cuyo productor principal tiene más de la mitad de cuota de mercado y la amenaza de paralizar a la industria global del automóvil una vez que esta sea principalmente eléctrica. Pero el beneficio de usar coches eléctricos para el planeta es enorme y Bolivia no solo podrá subir su nivel de ingreso sino ayudar a prevenir el cambio climático.

Recomiendo leer el análisis del New York Times sobre el tema.

Reblog this post [with Zemanta]
Español / English


Suscribirse al boletín por e-mail:
Últimos Tweets