Tengo tres muy buenos amigos españoles, Miguel, Jesús y Pablo con quien nos vemos muy a menudo, ya sea para montar en bici como para comer. Tenemos aproximadamente la misma edad, nos conocemos desde que éramos estudiantes universitarios, Miguel y yo en Columbia, y nos la pasamos muy bien juntos. Como vivo en España hace 14 años, a este punto diría que nuestras diferencias culturales son pocas. Pero una de ellas tiene que ver con la concepción de la medicina y los temas médicos. En este campo las discusiones son controvertidas porque veo que la cultura española tiene muchos mitos que tienen que ver con la medicina. Mitos en los que la gente cree y me refiero a gente muy educada como mis amigos. La esposa de Jesús por ejemplo es bióloga y está de acuerdo conmigo que estos existen y son difícil de erradicar. Hasta en su propio marido. Pero Jesús es arquitecto aunque es una persona muy culta tiene sus mitos bien inculcados. Por ejemplo, por más que hemos hablado mucho del tema de la falsa atribución de los dolores de espalda, Jesús sigue insistiendo con el tema de los riñones. Me explico. Jesús cree que cuando le duele la espalda cuando va en bici, cuando sufre de lo que en inglés se llama “lower back pain”, en realidad lo que le está doliendo son los riñones y para que no le duelan los riñones, usa una “riñonera”. De nada ha servido que yo insista que no son los riñones. Si de esos riñones que procesan nuestro pis y que si causan algo parecido al dolor de espalda, que es posible en caso de una infección renal, poco tienen que ver con la bici.

Otro es el tema de los catarros. Ayer fuimos a comer y Miguel no paraba de toser y nos cuenta que hace días que está fuertemente acatarrado y que no se le vá. Entonces le digo que no se preocupe, que somos buenos amigos dispuestos a jugarnos la salud por él. Y ahí viene el comentario que ya he escuchado tantas veces en España. “Pero el catarro no es contagioso” me dice “yo me pillé el mío la semana pasada con la ola de frío que tuvimos”. Aclaro también que Miguel es un emprendedor de éxito, ingeniero nuclear y otra persona especialmente educada y culta.

En Estados Unidos donde vivía antes era muy común que la gente dijera cosas como “I don´t know if we should meet because I have a cold”. Si alguien estaba acatarrado prevenía a los demás. En el norte de Europa es igual. Esta semana estuve en Francia y una amiga francesa al recibirnos en un restaurante nos dice que no nos acerquemos a besarla porque estaba acatarrada. La gente acatarrada en casi todos los paises, sabe que tiene una infección viral, que es contagiosa y que le puede traer una semana de malestar a los demás. En España no parece existir esta conciencia de peligro.

Para ver si este era un tema solo de mis amigos, me di una vuelta por Fon haciendo esta pregunta. “Tengo un resfriado, ¿como me lo pillé? Solo dos de 7 personas respondieron que alguien me lo había contagiado. Las otras 5 dijeron que el catarro se debía a algo que había hecho que me hizo tomar frío. Convencido de que se trataba de un mito nacional decidí parar la estadística para no retrasar el lanzamiento de la Fonera 2.0 🙂

Y no es que no existe una relación entre el frío y el catarro pero no es la que la gente piensa en España. El catarro se transmite por las mini gotitas que se envían al toser. En invierno, al hacer frío la gente se concentra, todos cierran las ventanas, se vive menos en el exterior y la probabilidad de que una persona resfriada alcance con su tos infectada a los demás es mayor. Es como que la posibilidad de que las moléculas en un gas choquen entre ellas aumenta si aumentamos la presión del gas. En Japón por ejemplo la gente resfriada sale con barbijos a la calle para no contagiar a otros ya que en Tokio hay muchísimo contacto entre seres humanos. En este vídeo que hice caminando por Tokio se ve lo que explico. Pero en España aún mucha gente no se ha dado cuenta que estar acatarrado es poner a los demás en peligro. Y esto pese a las campañas de vacunación.

El tema de los mitos sobre los catarros en España no es simplemente una curiosidad cultural. No solo la gente no usa barbijos, muchos no se cubren la boca al toser y en general no sienten que al estar resfriados contagian a los demás sino que por no entender bien la diferencia entre los virus y las bacterias se automedican frecuentemente con antibióticos innecesarios. En este artículo en El Mundo Salud se explica el tema:


Casi la mitad de los españoles utiliza de forma incorrecta los antibióticos para la gripe y el catarro, según los datos de una encuesta realizada a 3.200 personas cuyos resultados serán presentados en el próximo Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC).

Los antibióticos sufren del síndrome de Pedro y el Lobo. Si pides ayuda cuando no la necesitas, cuando la necesitas no la puedes obtener.

Sigue a Martin Varsavsky en Twitter: twitter.com/martinvars

Sin Comentarios

NachoBcn en Abril 4, 2009  · 

besanes en Abril 4, 2009  · 

sapo en Abril 4, 2009  · 

Philippe en Abril 4, 2009  · 

andi en Abril 4, 2009  · 

yomismito en Abril 4, 2009  · 

RD en Abril 4, 2009  · 

Seth en Abril 4, 2009  · 

MCA en Abril 4, 2009  · 

Ene Cabe en Abril 4, 2009  · 

Peanut en Abril 4, 2009  · 

Peanut en Abril 4, 2009  · 

juan grozni en Abril 4, 2009  · 

juan grozni en Abril 4, 2009  · 

TíoDeLaVara en Abril 4, 2009  · 

PuntoHuesca en Abril 4, 2009  · 

Don Mendo en Abril 4, 2009  · 

Carlos en Abril 4, 2009  · 

Expresión Popular Argentina en Abril 5, 2009  · 

Fer en Abril 5, 2009  · 

Daniel en Abril 5, 2009  · 

Juan Solano en Abril 5, 2009  · 

Don Mendo en Abril 5, 2009  · 

Yael en Abril 5, 2009  · 

Tap en Abril 5, 2009  · 

Peanut en Abril 5, 2009  · 

TíoDeLaVara en Abril 5, 2009  · 

R. Martínez en Abril 6, 2009  · 

Ignacio en Abril 6, 2009  · 

Jose María en Abril 7, 2009  · 

motorhotz en Abril 7, 2009  · 

Ana en Abril 8, 2009  · 

Juan Eduardo en Abril 14, 2009  · 

Dejar un Comentario

Español / English


Suscribirse al boletín por e-mail:
Últimos Tweets