En 1985, cuando estaba terminando la universidad, trabajé con el premio Nobel Cesar Milstein y otros científicos –como el Dr. Claudio Cuello y Phil Gold, de McGill University– en la creación de la empresa Medicorp Sciences, una empresa de biotecnología que fundamos ese año. El descubrimiento de Cesar Milstein o, mejor dicho, una consecuencia del descubrimiento, es ver que hasta el odiado cáncer puede ser útil.

Al fabricar anticuerpos monoclonales mezclando linfocitos (productores de anticuerpos) con tumores de linfocitos, linfomas o células eternas (cáncer), Milstein inventó biofábricas que luego pudieron ser utilizadas para producir todo tipo de anticuerpos para uso veterinario y médico. Un anticuerpo monoclonal es una fusión de una célula inmortal con otra que tiene una cualidad que queremos hacer inmortal (fabricar anticuerpos).

El fin de semana, mientras estaba en Portugal, recordando a César Milstein pensé en lo siguiente: ¿se podrían usar neuronas y combinarlas con tejido cerebral tumoral para crear biocomputadoras? Si César logró mezclar las “cualidades” del cáncer con la de células productoras de anticuerpos, ¿no podríamos hacer algo parecido y empezar a cultivar tejido neuronal inmortalizado para hacer computadoras usando tumores cerebrales?

Se que, por un lado, las neuronas presentan todo tipo de desafíos para hacer esto y además que el cerebro tiene muchos tipos de células y los tumores, así de aburridos como son, sólo tienen un tipo de célula. Pero, ¿quién sabe? La idea de crear cánceres pensantes que hagan tareas útiles –ya que son inmortales– me pareció interesante. Se que esto parece ciencia ficción, pero seguro que si alguien antes de Milstein escuchaba de un plan para la creación de fábricas extremadamente económicas de anticuerpos para uso humano y veterinario usando cáncer, también le hubiera parecido ciencia ficción.

Claro, el otro tema, si logramos conseguir tumores pensantes, es cómo los programaríamos. Para eso no se me ocurre más que la educación, que es la programación de cerebros a través del aprendizaje y la experiencia.

Ahora bien…. podrían surgir complicaciones como, por ejemplo, ¿qué pasaría si nuestro tumor pensante….se enamorara?

Sigue a Martin Varsavsky en Twitter: twitter.com/martinvars

Sin Comentarios

Agustín en Mayo 18, 2006  · 

Derem en Mayo 18, 2006  · 

Ernesto en Mayo 18, 2006  · 

Daniel en Mayo 18, 2006  · 

ManWare en Mayo 18, 2006  · 

Jorge en Mayo 18, 2006  · 

Alberto en Mayo 18, 2006  · 

Jos en Mayo 18, 2006  · 

Abogado en Mayo 19, 2006  · 

Claudia en Mayo 19, 2006  · 

María Teresa en Mayo 19, 2006  · 

ramOn en Mayo 21, 2006  · 

fernando javier álvarez guiadanes en Mayo 22, 2006  · 

federico en Mayo 31, 2006  · 

ANA en Febrero 26, 2007  · 

Lorena en Marzo 10, 2007  · 

Victor en Marzo 10, 2007  · 

Dejar un Comentario

Español / English


Suscribirse al boletín por e-mail:
Últimos Tweets