Esto es lo que vi esta noche en el Bernabeu sentado justo en la frontera entre los aficionados del Barca y los del Madrid. Insultos que volaban de un lado para otro, guerra de agresiones, gente que ni miraba el fútbol sino a los aficionados del campo opuesto para insultarles. Yo con mi hijo Tom de 16 que ya está más acostumbrado a un ambiente de extrema agresividad pero mi amigo Jon estaba en la tribuna con su hija Martina de 9 años y la pobre sufría. Me dio mucha pena y preocupación por ella que es una niña adorable y nunca había visto algo así. Pero todo esto se calmó con una aparición divina, el segundo gol de Messi. Ahí paró la locura e insultos ultra nacionalistas de las dos bandas y por un momento, vieron lo mejor que puede dar el fútbol. Por un rato recordaron qué hacían ahí.

Confieso que voy poco al fútbol y veo poco fútbol, de ahí mi sorpresa. Mi hijo también se quedó sorprendido al ir a ver por primera vez un clásico. Si puede ser que el fútbol sea eso, la agresión gratuita. Es más supongo que la mayoría de esa gente es bastante normalita cuando sale del campo de fútbol. Pero ahí era otra cosa. Eran bestias a quienes solo calmó Messi con su genialidad indescriptible.

El video es una mezcla: filmé con el iPhone 4, las fotos las hice con una Leica M9 con una lente 2.8 de 90mm y la parte del gol me la bajé de Youtube de alguien que lo subió de una tele.

Sigue a Martin Varsavsky en Twitter: twitter.com/martinvars

Sin Comentarios

itassets en Abril 28, 2011  · 

nlunahisano en Abril 28, 2011  · 

alexandrecrespi en Abril 28, 2011  · 

cesarjsoto en Abril 28, 2011  · 

fabilares en Abril 28, 2011  · 

jordivallejo en Abril 28, 2011  · 

jurgiareizaga en Abril 28, 2011  · 

tomaszzawada en Abril 28, 2011  · 

palonsomolinero en Abril 28, 2011  · 

Dejar un Comentario

Español / English


Suscribirse al boletín por e-mail:
Últimos Tweets