BienvenidoEl Gobierno de Mariano Rajoy parece por fin ha decidido mejorar el espíritu emprendedor en España. Después de unos años de gestión en que las medidas del gobierno parecían todas orientadas a la gran empresa que en su mayoría despide, medidas que parecían más creadas para abaratar el despido y no estimular el empleo en las empresas que crecen o nuevas, ahora finalmente vemos medidas muy buenas para los emprendedores.

En el debate de la nación de principios de año ya anunció Rajoy algunas medias que más tarde vieron la luz en forma de Real Decreto. En concreto más de 50 medidas de apoyo a las pymes y a los emprendedores que incluían incentivar el primer empleo, reforzar la financiación a las empresas y poner en marcha la ampliación del plan de pago a proveedores, con una dotación de 2.684 millones de euros:

–       Tarifa plana de 50 euros en la cotización a la Seguridad Social para menores de 30 años y nuevos autónomos que inicien una actividad por cuenta propia durante  los primeros seis meses.

–       Pasados estos seis meses, se aplica una reducción en la base mínima de cotización del 50% y en los 18 meses siguientes, una reducción y una bonificación de un 30%, que en las mujeres se amplía hasta los 35 años.

–       También se permite compatibilizar la prestación por desempleo con el inicio de una actividad por cuenta propia, solo si se es menor de 30 años y por un máximo de 9 meses,.

–       También los menores de 30 años pueden capitalizar hasta el 100% de su prestación por desempleo en un único pago como aportación al capital social de una sociedad mercantil con la que tengan una relación laboral de carácter indefinido, o para adquirir asesoramiento, formación e información, o para los gastos de constitución de una sociedad.

Y esta semana, cumpliendo con programa de reformas que remitió a Bruselas, el Gobierno ha aprobado en el consejo de Ministros el anteproyecto de la Ley de Emprededores, donde se suman nuevos incentivos a la actividad emprendedora:

–       Se crea la figura de “emprendedores de responsabilidad limitada“, en la que los emprendedores no tendrán que responder con su vivienda habitual, con un límite de 300.000 euros, de las deudas derivadas de su actividad empresarial.

–       Se fomenta el espíritu emprendedor a lo largo de toda la vida educativa, la internacionacialización y se abarata el coste inicial de constituir una sociedad con la creación de la figura de sociedad limitada de formación. Esta figura permitirá la creación de empresas con un capital inferior a los 3.000 euros con un régimen idéntico al de las sociedades de responsabilidad limitada.

–       Para agilizar la creación de empresas se crean: puntos de atención al emprendedor, que serán ventanillas únicas a través de las que se podrán realizar los trámites para el inicio, ejercicio y cese de la actividad empresarial. Y el proyecto Emprende 3, un portal que incluye en la misma página web todos los documentos necesarios para poder abrir una empresa sin tener que “peregrinar” por las distintas administraciones.

–       La segunda oportunidad en las empresas sera possible a través de un mecanismo de negociación extrajudicial de deudas de empresarios similar a los existentes en otros países. Se podrán pactar quitas de hasta el 25% de los créditos y moratorias de hasta tres años.

–       El Gobierno se compromete también a revisar el clima de negocios de forma permanente y desarrolla una nueva cláusula bajo el nombre ‘one in one out’, por que la que se no podrá diseñar una nueva traba administrativa si previamente no se elimina otra.

–       Se eliminan los obstáculos al acceso de los emprendedores a la contratación pública permitiendo que los empresarios puedan darse de alta en el Registro Oficial de Licitadores y Empresas Clasificadas del Estado.

–       Se elevan los umbrales para la exigencia de la clasificación en los contratos de obras (150.000€) y de servicios (80.000€).

A todo esto se suma también algo que yo ya propuse hace tiempo: dar la residencia en España a todo aquel que invierta en empleo o en innovación. De esta manera, el Gobierno afirma que podrán obtener el permiso de residencia los “inversores que realicen una inversión económica significativa o destinada a proyectos empresariales considerados como de interés general”.

Lo que sigue es un agregado que me envió Javier Garcia de Sintetia que vale la pena incluir.

Con el objeto de favorecer la captación por empresas, de nueva o reciente creación, de fondos propios procedentes de contribuyentes que, además del capital financiero, aporten sus conocimientos empresariales o profesionales adecuados para el desarrollo de la sociedad en la que invierten, inversor de proximidad o “business angel”, o de aquellos que sólo estén interesados en aportar capital, “capital semilla”, se establece un nuevo incentivo fiscal en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas.

Deducción del 20 por 100 en la cuota estatal en el IRPF con ocasión de la inversión realizada al entrar en la sociedad. La base máxima de la deducción será de veinte mil euros anuales.

Exención total de la plusvalía al salir de la sociedad, siempre y cuando se reinvierta en otra entidad de nueva o reciente creación.

Incentivos fiscales a la calidad del crecimiento a través de la innovación empresarial:

Se permite que las deducciones por I+D+i que puedan aplicarse en un ejercicio puedan recuperarse mediante un sistema único en España de devoluciones. Esta deducción no queda sometida a ningún límite en la cuota íntegra del Impuesto sobre Sociedades y, en su caso, se procederá al abono de la deducción por I+D, con un límite máximo conjunto de tres millones de euros anuales, si bien con una tasa de descuento respecto al importe inicialmente previsto de la deducción, siempre que se mantengan las actividades de I+D y el empleo.

Incentivos fiscales para la cesión de activos intangibles (“Patent Box”):

Se modifica el régimen fiscal aplicable a las rentas procedentes de determinados activos intangibles. En este sentido, se pretende que el incentivo recaiga sobre la renta neta derivada del activo cedido y no sobre los ingresos procedentes del mismo. Se amplía, por otra parte, la aplicación del régimen fiscal, para los activos adquiridos, bajo ciertas limitaciones, y para los supuestos de transmisión de los activos intangibles.

Comparto el enlace oficial:

http://www.lamoncloa.gob.es/ConsejodeMinistros/Enlaces/240513EnlaceEmprendedores.htm

Otras Fuentes: El Pais. El Mundo (I y II), Expansión

Enhanced by Zemanta

España está arruinada.  No hay manera que este año España sola puede generar los fondos que necesita para pagar su deuda.  No solo España no tiene actualmente suficientes fondos para pagar los intereses de su deuda sino que ni siquiera puede pagar su economía diaria antes de devolver la deuda o pagar los intereses de su deuda.  El desajuste de lo que gasta el gobierno español y lo que cobra en impuestos es muy grande.  Hasta octubre de este año, España gastó 75.000 millones de euros en deuda pública, la mayor partida de todo el presupuesto. Y esto es después de enormes subidas de impuestos. Aun ni siquiera ha alcanzado el superávit primario que hace falta para pagar los intereses de su deuda.  Además tiene un sistema de pensiones destinado a la ruina como explica este artículo de Sintetia que recomiendo leer en detalle.

Si España no está en bancarrota declarada es porque Alemania, actuando a través de la UE y del Banco Central Europeo, ha decidido que España puede llegar a salvarse, que su problema es de liquidez y que puede pagar toda su deuda y no hacer un default (no pagar deuda) y por eso por ahora está salvando a España.   Pero al hacer esto Alemania tiene un enorme problema político y es el tema de financiar en España prestaciones sociales que no tiene en la misma Alemania.  Concretamente el sistema sanitario. El sistema sanitario alemán es con médicos privados, con seguros, con copagos, no es el de medicina gratis para todos de la sanidad española. Entonces es lógico que los votantes le pidan a Merkel y Merkel le pida a Rajoy que si quiere que Alemania rescate a España, que España por lo menos haga pagar a su población lo que Alemania le pide pagar a la suya por la medicina.  El sistema alemán no es el norteamericano que es carísimo.  Pero es barato, pero no gratis.  Este artículo lo explica bien. Aquí va la parte más importante.

En los seguros públicos el copago consiste en la obligación del paciente de pagar 10 euros la primera vez que acude a una consulta médica en un trimestre, sea cual sea… En los seguros privados, el sistema utilizado es el de la franquicia, es decir, se acuerda pagar una cantidad anual a partir de la cual la aseguradora médica se hace cargo de todos los gastos que se produzcan. Dependiendo de dicha cantidad pagada por el asegurado, las cuotas mensuales son mayores o menores.

Mientras tanto tenemos a España que se embarcó en una locura de construcción de hospitales innecesarios que sobredimensionó el gasto en sanidad, que contrató a mucha más gente de la que necesita y que ahora tiene que reducir gastos sanitarios y cobrar. Una sanidad que se ha endeudado de una manera penosa desde Andalucía a Cataluña pasando por Madrid. España ha doblado el gasto en sanidad desde que se transfirieron las competencias a las Comunidades Autónomas: ahora el Estado central gasta al año 3.000 millones de euros y las comunidades 60.000, mientras que en el año 2002 era la mitad.

Si me preguntas qué es mejor te lo digo claramente.  El sistema español es mejor para el paciente que el alemán.  Es mejor sanidad gratis, para todos, hospitales nuevos y con poca gente. Es más yo teniendo sanidad privada he usado la pública muchas veces y fui siempre bien tratado.   Pero si me preguntas que es mejor dada la bancarrota de España te respondo, cobrar algo como cobran los alemanes y bajar gastos.  No hay otra.  Es triste pero es así.  No digo cambiar la sanidad pública radicalmente, digo que hay que cobrar algo y gastar menos.  Y no solo en sanidad. España tiene cuatro enormes agujeros, el del paro y sus prestaciones, el del inmobiliario, el de las pensiones y el de la sanidad.  España no tiene otra opción que desmantelar una parte de su estado de bienestar.  Si, puede aumentar mucho los impuestos a la gente más rica y quizás recaudar algo como 5000 millones de euros más por año.  Esto suena como una enormidad pero solo alcanzaría para que los funcionarios volvieran a tener la paga extra.  Todo lo demás quedaría igual. Aquí puedes estudiar las cuentas públicas españolas.  Te lo recomiendo.  En España se venden menos de 3000 coches de lujo al año.  Como España es un país en que la envidia es especialmente grande la gente tiende a exagerar la cantidad de ricos que hay y creen que si se le cobra más impuestos a los ricos el problema se solucionaría.  Pero aunque España quiera seguir subiendo los impuestos a los ricos que ya pagan mas del 50%, España no tiene suficientes ricos para solucionar los enormes problemas que tiene.  A España no le queda otra que vivir algo peor, recortar prestaciones y tener unos años algo más duros por delante.

Ahora, habiendo dicho todo esto España no tiene que perder su personalidad, ni su manera de vivir, ni su cultura generosa y de corte socialista que ha resultado en una expectancia de vida más alta que la de Estados Unidos.   No es que España no se puede permitir pensiones, ni sanidad, ni prestaciones.  Lo que no puede es permitirse el mismo nivel de prestaciones.  Tiene que gastar menos pero algo menos.  Lo que puede elegir es qué recorta y cómo recorta, tratando de proteger a los más débiles, eliminando el despilfarro, la corrupción, la ineficacia, pero siempre recortando.  Y mientras no lo hace el riesgo de bancarrota aumenta.  Si lo hace el crédito regresa y el país comienza a reconstruirse.

Modo borrador: aún no terminé de investigar y escribir este artículo, acepto comentarios para mejorarlo o datos que falten gracias.

Antes de leer mi artículo deben leer el siguiente artículo de The Economist (en inglés).

Listos? Ahora entienden lo terrible que se vislumbra el futuro, no sólo para la periferia de Europa, sino para Alemania también. Claramente dónde estamos parados nos dirigimos hacia la tormenta perfecta. Ok, veamos hacia donde yo creo que Europa debería ir para salir de la crisis, que es básicamente iniciar los Estados Unidos de Europa.

Teniendo en cuenta los enormes costos a Alemania y toda Europa de un enorme default y la salida del euro de España e Italia, creo que es hora de que Europa se una y asuma el riesgo de inflación, al igual que EE.UU. lo hizo. Si tuvieras que resumir la reacción de la FED al default trillonario en 2008, es que la FED corrió el riesgo de inflación y ganó. La FED se quedó ofreciendo crédito ilimitado, y también lo hizo el Tesoro. Eso fue gracias a la gigantesca intervención estatal del sistema bancario de los EE.UU., la industria automovilística y muchas otras industrias, y la economía en su conjunto se salvó. Y no hubo inflación. Europa necesita hacer lo mismo pero para eso tiene que ser ya sea de los Estados Unidos de Europa desde el punto de vista normativo. La otra opción es el final de Europa, incumplimientos masivos y las devaluaciones y, posiblemente, un choque tremendo para la economía global.

Cómo la Unión Europea se convierte en Los Estados Unidos De Europa ?

1) Europa desarolla el Tesoro Europeo. Una agencia que regula cómo se distribuyen todas las recaudaciones de impuestos y puede dar o negar el gasto público de los países miembros de la UE en función de las recaudaciones. A falta de eso no veo cómo se puede prevenir, por ejemplo, que un país como Grecia cumpla con sus objetivos de déficit. El Tesoro Europeo tiene que setear 5 Objetivos anuales para todas las naciones europeas para entrar en superávit fiscal para comenzar a pagar la deuda europea.

2) Este Tesoro Europeo debe consolidar todas las deudas en un pool de deuda europea, independientemente del origen de la misma, para eliminar los márgenes de riesgo y con un paquete de medidas creibles de reducción del déficit, reduciendo las tasas de interés del euro, que serían ligeramente más altas que las de Alemania hoy en día.

3) El Banco Central Europeo debe convertirse en el regulador de todos los bancos europeos ofreciendo depósitos y garantías para todos los bancos europeos, para detener la masiva fuga de capitales del Sur al Norte, que está sucediendo actualmente. Todos los bancos europeos sometidos a las mismas normas, reguladores y garantías de los depósitos bancarios.

Como veo el futuro en Europa, Unidos Venceremos, Divididos Caeremos.

¿Quieren los países perder soberanía? Creo que dada la alternativa, deberían. Actualmente Europa es un continente en que cada país, está casado, pero puede “divertirse” con el resto. Este régimen no funciona. Es o Europa o el divorcio. Europa necesita unificarse mucho más. Un control de tráfico Europeo, un ejército Europeo, un “todo” Europeo que es administrado a nivel Federal, como en EE.UU.. EE.UU. encontró el equilibrio entre las ciudades, los estados y el país que Europa necesita copiar. De lo contrario el euro no se sostendrá.

¿El enemigo? Los intereses locales. Si pudiéramos eliminar muchas de las personas que trabajaban en las fronteras europeas, las agencias europeas de cambio, podriamos terminar con las oficinas nacionales de patentes, los controladores de tráfico locales, los ejércitos locales, entre otros 100 organismos locales, imagínense que eficiente que seríamos. Cuánto mejor. Cuánto mejor preparados para competir a nivel mundial.

PS: Primer borrador, estaré modificando/mejorando este artículo a medida que avance en la investigación y reciba comentarios.

España va camino a la bancarrota. Si no fuera por la UE que hace ya más de un año nos compra la deuda, no seríamos capaces de financiarnos. Si no fuera con ayudas como las de hoy para recapitalizar la banca estaríamos ya quebrados. La insolvencia de España viene de un Estado que gasta más de lo que recauda. Un Estado que cuando la economía privada, que es la que mantiene al Estado, se achicó de golpe al frenarse la industria de la construcción, no supo bajar gastos rápidamente y acomodarse a la nueva realidad. Pero el Estado no es el único culpable aquí. Tampoco la industria supo encontrar alternativas de empleo para un cuarto de la población que directa o indirectamente se dedicaba a construir todo tipo de viviendas, aeropuertos, autopistas, trenes de alta velocidad y otros proyectos sin usuarios ni compradores, financiados por una enorme expansión de la deuda privada de España.

La situación actual es grave, muy grave. El problema se expresa como un desafío financiero pero es mucho más que eso. Inclusive si España consiguiera que Alemania saliera a respaldar su deuda y los tipos bajaran al 2% del 6% actual, inclusive si el gobierno consiguiera balancear sus cuentas y bajar el deficit a un nivel aceptable por los mercados,  una gran parte del problema de España seguiría sin resolverse: la enorme cantidad de españoles que no tiene nada que hacer. Un país que deja a la mitad de su juventud como generación perdida en el paro es una verguenza de país, un fracaso de país, un país poco ético. Esta es la verdadera bancarrota de España, una generación perdida.

Es así que para evitar la bancarrota, no sólo necesitamos que Europa nos avale, sino que necesitamos reinventarnos, crear nuevos empleos, tener ideas empresariales y empresarios con imaginación y talento para realizarla. Tener trabajadores que son capaces de competir con los del norte y este de Europa y con los del resto del mundo. Tener un sistema educativo que forme a esos trabajadores.

En este escenario es importante entender el concepto de lo que es una start up. Una start up es una empresa en gestación, es el embarazo de una empresa durante el tiempo en el que pierde dinero y aún no es sostenible. En USA el 11% de los empleos vienen de las start ups que son responsables por el 21% del PIB. Pero en España, país en el que hice Jazztel, Ya.com y ahora Fon, me doy cuenta que los emprendedores que transformamos ideas en empresas somos mucho menos comunes y el resultado es, menos trabajo para todos.

Cuando subió el PP al gobierno traté de convencer a sus líderes de que lo que tenían que hacer es obsesionarse con la creación de empleo y presenté este plan a Cristobal Montoro. Era un plan para apoyar a todas las empresas que aumentan plantilla quitándoles cargas gubernamentales. Lamentablemente Cristobal Montoro y el equipo PP se enfocó en un plan opuesto. En vez de abaratar las cargas públicas asociadas al empleo abarataron el coste del despido. Apagaron el incendio con gasolina y el paro se descontroló. El gobierno del PP se obsesionó con la crisis financiera y no entiende que el respiro que están buscando va a llegar, no con más avales de Europa para la deuda, sino con alguna demostración tangible de que hemos parado a esta terrible máquina de destrucción de empleo que viene arrasando con la economía española desde 2008. Si los datos del desempleo se dieran la vuelta, todo se daría la vuelta. Si España generara empleo todos los mecanismos necesarios para ser solventes volverían a aparecer. Pero esto no va a ocurrir mientras no se abarate el empleo, incluso a coste de subir otros impuestos como el IVA.

Para terminar quiero agregar una medida de crisis para tiempos de crisis: crear un regimen franco para la creación de nuevas empresas. La idea es sencilla, toda nueva empresa se le da hasta que tenga 10 empleados, 3 años de vida o sea rentable, una vida franca de impuestos. Es decir, los que trabajan en esta empresa no tienen que cotizar en la seguridad social, ni pagar impuestos, ni indemnizaciones, hasta que la empresa tiene 10 empleados, o hasta que pasan 3 años de vida – que es el tiempo razonable para llegar a ser rentables –  o hasta que sea rentable y luego todo se regulariza. Lo que hace falta en España es ayudar a las nuevas empresas no rentables a que se solidifiquen y sean rentables. A que sean sostenibles, a que nazcan, a que existan. Una vez que lo son se las considera empresas, hasta entonces son start ups. Dado que hoy la actividad start up es mínima el impacto fiscal de esta medida sería mínimo, pero en pocos años las cotizaciones de estos nuevos empleos en empresas graduadas de start up a rentables podrían ser un gran refuerzo para la seguridad social y las finanzas españolas. En este regimen inicialmente, las empresas que pierden dinero y no son rentables no tributan, algo que tendría que ser obvio pero no es así hoy en España, en la que un tercio del dinero de una start up se puede ir en impuestos tipo cargas sociales y tributaciones varias de los empleados, incluso mientras la empresa no es rentable. Con esta medida se conseguirían más capitalistas de riesgo, más emprendedores, más inmigrantes listos a apostar por la creación de empresas en España (la mitad de las nuevas empresas en Silicon Valley están hechas por inmigrantes). Como dije en mi charla en La Red Innova, cuando la alternativa es el paro, emprender es barato, solo falta que el gobierno espere para cobrar impuestos a que la empresa sea rentable.

Si el gobierno español se enfocara no en los que despiden sino en los que emplean, empezaríamos a recorrer el camino a la recuperación de nuestras finanzas, de nuestra economía y aún más importante, de nuestra moral como país.

Mis primeras impresiones sobre el rescate son estas:

-que luego del crecimiento falso que tuvimos en España, un crecimiento muy apoyado en un acelerado endeudamiento y en la utilización de muchos fondos para fines no productivos, obras inútiles, elefantes blancos, que luego de tan mala gestión por parte nuestra, tenemos que estar agradecidos que aún nos presten 100 mil millones de euros y nos rescaten. Especialmente agradecidos con los ahorristas, principalmente alemanes, que nos salvaron.

-que con ese préstamo salvamos, por ahora, el sistema financiero de una bancarrota salvaje, pero que el objetivo tiene que ser hacer que el rescate sea permanente. Que tengamos un sistema financiero estable y seguro. Pero como sabemos un sistema financiero sano necesita de una economía sana y la española está aún lejos de serlo. El ahorrista español es cada vez más sofisticado y lo de que el gobierno español tenga que pagar 6% para conseguir depósitos pero que el banco español pague 1% ya no va a colar más. De ahí la fuga enorme de depósitos que veníamos teniendo. De ahora en más el sistema bancario será considerado seguro si la economía vuelve a generar empleo y las cuentas del país mejoran.

-que el rescate puede dar verdaderos frutos si los bancos reabren el grifo del crédito pero esto está por verse, hay muchos detalles del rescate que aún no están claros.

-que ahora la obsesión del gobierno tiene que ser generar empleo, hasta ahora el gobierno se ocupó de abaratar el despido, no de abaratar los enormes impuestos al empleo que existen en España. El gobierno tiene que pensar en como ayudar a las empresas que crecen, que las hay, bajando las cargas sociales a los que aumenten empleo. La paradoja es que las empresas que despiden son las más grandes y tienen más poder de lobby, pero no son nuestro futuro. Nuestro futuro son las PYMES que se pueden transformar en grandes empleadores en un contexto de leyes laborales progresivo para el emprendimiento. Además tenemos que re educar a un porcentaje muy importante de la población que solo sabe trabajar en una industria, la construcción para la cual no hay ni habrá empleo.

-que es absurdo culpar solo al PP de lo que ha pasado, la culpa es de todos, PP, PSOE y el español medio que decidió que el ladrillo era el único bien en el que se animaba a invertir. Esperemos que esto cambie. Ahora es el momento de salir del inmobiliario y del sistema bancario y ahorrar invirtiendo en acciones españolas de empresas no inmobiliarias. De comprar algunos valores del IBEX que están regalados, ya dije yo publicamente que compré acciones de Telefonica ultimamente. Hay otras empresas no inmobiliarias a precios más que razonables. En inglés dicen que para innovar, hay que pensar “out of the box” fuera de la caja. Nosotros tenemos que pensar “out of the brick” (brick:ladrillo).

-que ahora que los bancos tienen más colchón esperemos que realmente vendan las propiedades que tienen, que el mercado inmobiliario baje para que los jóvenes tengan acceso a la vivienda y las empresas paguen menos por sus alquileres y sean mas competitivas. El inmobiliario español sigue carísimo en proporción a los sueldos españoles. El sector inmobiliario español le chupó la sangre a la economía española por demasiado tiempo. Además hay que proteger al ciudadano que consigue trabajo en otra ciudad pero no se puede ir por la hipoteca. Si una casa vale menos que la hipoteca España tiene que adoptar el sistema norteamericano de poder devolver la casa al banco y dejar libre al ciudadano.

-que es probable que Obama tuviera algo que ver con que Europa se pusiera las pilas y nos rescataran. Obama puede haberse dado cuenta el mismo que si España/Europa explotaba el daño a los mercados financieros y economía de USA iba a ser notable y podía perder las elecciones. Puede ser que Obama haya llamado a Merkel y haya presionado con el tema de salvar a España.

-que la UE es aún la economía número uno del mundo, mayor que la de USA y muchísimo mayor que la de China y que hubiese sido realmente idiota dejar caer este proyecto que es Europa por 100 mil millones de euros que muy probablemente van a ser devueltos por España. Es decir un rescate no es un regalo, solo termina siendo un regalo si un país, como es el caso de Grecia, nunca va a poder volver a pagar una parte de su deuda. El gobierno de Estados Unidos hizo un rescate similar al que estamos por vivir nosotros en el 2008 y su banco central recuperó todos los fondos prestados. En algunos casos el gobierno hizo negocio avalando bancos.

-que hicieron muy bien en dar €100 mil millones y no los €40 mil millones que decían, en temas de rescates para que los mercados se lo crean mejor que sobren. Por otro lado mejor que España use lo menos que pueda y que apriete a los accionistas de los bancos que no merecen ser rescatados. Queremos salvar el sistema no a algunos accionistas. De esto tenemos que aprender de USA, basta con estudiar el precio de las acciones de Citibank y Bank of America que bajaron un 80% entre el 2007 y 2008, se salvaron a los bancos pero no a los accionistas que invirtieron en pésimos gestores. En este tema me preocupa el enorme poder de lobby que tienen los bancos españoles en el gobierno sea PSOE o PP.

-que el PP estuvo hábil en conseguir que no le pusieran condiciones a España en general como hicieron con los demás paises rescatados Portugal, Irlanda y Grecia y que esto lo lograron porque la linea PP es la que Europa quiere es decir recortes por el lado gubernamental y agilizar al sector privado. Que si el PSOE gobernara probablemente le hubieran metido las condiciones macroeconómicas pero ahora esto es solo va al FROB. La pregunta es que posición tienen estos €100bn en la montaña de deuda española y que interés eso no lo vi aún.

-que desde el punto de vista del sistema bancario europeo hubiese sido mejor que los fondos fueran directamente a los bancos afectados y no al gobierno español. Esto no solo porque crea incertidumbre en el mercado ya que el gobierno español no tiene buena fama ahora mismo, ni el del PSOE ni el del PP sino porque si queremos unir a Europa mejor tener una autoridad europea que salva bancos y no autoridades nacionales. Ya sabemos como hay un entramado lobista entre bancos locales y gobierno y sería mejor deshacerlo con autoridades extranjeras para no cometer los mismos errores de favoritismos que se cometieron en el rescate norteamericano favoreciendo por ejemplo a Goldman Sachs.

Termino diciendo que me da pena que Luis de Guindos diga que esto “no tiene nada que ver con un rescate, que es apoyo financiero”. Luego de que la clase política española ha cometido tantos errores por qué no llamar al pan pan y al vino vino. Hasta la revista Time acabo de ver le llama mentiroso y lo hace con humor. Esto es un rescate hecho por un país que se tenía que poner de rodillas esta semana para conseguir 2000 millones de euros. Un país en el que los mercados ya no creían y con la prima de riesgo disparada. Agradezcamos a los que nos tiraron el salvavidas. Pidamos disculpas por los errores cometidos. Aprendamos de ellos.

En el mundo existen millones de personas que viven en países cuyos gobiernos les dejan intranquilos pero que les va muy bien económicamente. Estos pueden ser argentinos, chinos, rusos, venezolanos, saudis y numerosos africanos. Este artículo del WSJ explica el problema. En general a estos inversores les va bien pero temen que el semi dictador de turno patee el tablero y les deje fuera.

La mayoría de esta gente no son criminales, algo que por supuesto el gobierno español tendría que verificar antes de implementar la medida que estoy por proponer.

La medida es sencilla: cualquier persona de cualquier país del mundo que compre 500.000 euros en renta fija o variable española (stocks or bonds) y que los tenga por 3 años, a los 3 años puede recibir un pasaporte español aunque se quede en su país. España se los da ahora a los nietos de españoles así que no es algo que no sepamos hacer. USA lo hace pero con visados, Canada también. Estos programas existen pero no con nacionalidad. Este sería nuestro fuerte.

Porque al final el pasaporte español es un pasaporte que permite a cualquiera trabajar y vivir en toda Europa, no sólo en España. Pero los activos comprados tendrían que ser españoles. Puede haber muchísima demanda por un pasaporte europeo, que se consigue invirtiendo en España, comprando títulos que pueden además ser un buen negocio a los valores deprimidos actuales.

Lo más probable es que ese millón de personas que terminaría comprando y obteniendo la nacionalidad, la tendría en su caja fuerte y nunca vendría a España. Pero un millón multiplicado por medio millón es un mercado nuevo de compradores de acciones por un total de €500.000.000.000. Una compra así de renta fija y variable española nos bajaría el riesgo país a niveles alemanes. Y los que si vienen a España ayudarían a la economía a crecer. España ha cometido un error en su política inmigratoria creyéndose rica. Es hora de traer inversores al país.

¿Problemas? Que no haya demanda o que la UE bloquee la iniciativa. Si no hay tanta demanda no es un problema, cualquier demanda en el momento actual es bienvenida. Y con respecto a la UE no creo que tengan el derecho legal de bloquearnos.

Por último está el tema ético, ¿es ético darle nacionalidad a uno que se la juega por España en el momento que muchos españoles ni por broma comprarían deuda de su propio país? Yo creo que sí.

El desastre del euro es que el Banco Central Europeo (BCE), al contrario que la Reserva Federal (FED), no es un verdadero prestamista de ultima instancia (lender of last resort). En 2008, en medio del colapso financiero, la Reserva Federal dijo que proporcionaría la liquidez que fuese necesaria, sin límite, y esto evitó el colapso total del sistema financiero. Esto salvó a Estados Unidos tal como lo conocemos. Tal como están las cosas, la semana que viene, el BCE debería decir exactamente lo mismo, tendría que salir a respaldar toda la deuda soberana europea y todo el sistema bancario europeo con liquidez ilimitada como hizo el FED. Tendría que parar este fuego que empezó en la perifería de Europa, con Grecia, Irlanda y Portugal, que avanzó a España e Italia y que ahora está llegando a Francia. Pero nuestra tragedia es que legalmente no puede.

Si se concediese todo el crédito que se necesita en esta recesión, no habría inflación y nos permitiría salir de la crisis. La idea de no “imprimir” o dar crédito ilimitado es frenar la inflación. Pero en momentos de pánico el peligro no es la inflación. El despilfarro europeo, que lo hay, el estado de bienestar pasado de vueltas, que existe, no se soluciona de un día para otro. Hay que transformar “despilfarro” en inversión pero manteniendo en nivel de gasto público. Recortar a lo bestia nos va a hundir. Hay que generar empleo, no abaratar el despido como se hizo en España sin dar incentivos claros para emplear.

La austeridad es necesaria, muy necesaria, también es indispensable que haya menos participación gubernamental y más privada en Europa. Democracia social si, pero para distribuir hay que ganar. Necesitamos un modelo más alemán que francés. Alemania nos enseña el camino. Pero la misma Alemania está cometiendo un grave error al pretender que otros hagan en un año los ajustes que Alemania hizo en una década. Y nos está llevando al desastre.

Me pregunto lo mismo que muchos se preguntan: si la insistencia de Angela Merkel sobre la austeridad es una medida sabia. Yo creo que lo que necesitan los países del sur de Europa no es reducir el nivel de gasto. Haciendo esto, la economía corre el riesgo de hundirse y el déficit presupuestario aumentaría sin parar.  Lo que debemos hacer en cambio, es mantener el nivel de gasto y de inversión pero cambiando su composición. Tenemos que ajustar la economía, no acabar con ella. Concentrarse en lo que va bien y eliminar lo que nos frena. No reducir todo a lo bestia.

Estoy de acuerdo con los alemanes en que el sur de Europa tuvo una falta de reformas y mucho gasto. Grecia, Italia, España, Portugal, muchos de los privilegios se entregaron a quienes no se los merecían, el crecimiento se hizo sobre el crédito y el resultado fue el colapso de la economía.  Hubo y habrá corrupción en la mayoría del sur de Europa – más que en los países de norte – y se construyeron muchísimas obras faraónicas, aeropuertos a los que nadie vuela o infraestructuras para trenes de alta velocidad que nadie necesita.

Pero una reducción drástica de la actividad económica sin otras medidas razonables para generar crecimiento, sólo agravarían el problema. Esto es lo que sucede en España ahora mismo. Estamos recortando el gasto, pero no nos estamos centrando en crear crédito inteligente a los sectores en crecimiento. Al hacer esto estamos consiguiendo que muchos negocios rentables sufran e incluso mueran por no recibir un crédito a tiempo. Necesitamos crear inmediatamente líneas de crédito para las empresas que están generando empleo. Tenemos que saber encontrar los nichos de crecimiento y apoyarlos. Tenemos que re ubicar a los trabajadores de las empresas que están muriendo en sectores en crecimiento, tenemos que re educar a la población para la economía globalizada en la que vivimos. El reto de pasar de una economía basada en la industria a una economía basada en los servicios no es nuevo, ahora el reto es pasar de esta economía de servicios a una economía digital. Ninguno de estos problemas es financiero o monetario, son problemas reales que necesitan una intervención real. El ajuste fiscal como una quimioterapia, no podemos matar a todas las células porque algunas sean malas. Tenemos que hacer un diagnóstico puntual a la hora de intervenir la economía. Alemania está cometiendo los mismos errores que los miembros más influyentes del FMI cometieron en Latinoamérica en los 90.  Se establecieron para sí mismos unas políticas de crecimiento mucho más  elaboradas y detalladas que funcionaron, y pidieron a Latinoamérica implementar una  práctica mucho más simplista, políticas del tipo “quimio”. Los resultados fueron desastrosos para Latinoamérica y buenos para USA y EU que no se auto aplicaron las medicinas del FMI.

Alemania está haciendo al sur de Europa lo que el FMI hizo con Latinoamérica durante décadas y esto puede ser peligroso para ambos. En Latinoamérica predicando la austeridad el FMI desarrolló políticas que fracasaron y causaron una década de estancamiento. Además, como su fracaso se hizo evidente el FMI terminó siendo odiado por la mayoría de los latinoamericanos del mundo.  Alemania podría terminar de la misma manera. Esto sería muy triste, porque Alemania si tiene buenas intenciones, únicamente está aplicando un modelo político equivocado. Los Estados Unidos vieron su imagen caer en picado en Latinoamérica al estar tan asociados con las políticas estrangulatorias del FMI. Es triste ver ahora como muchos latinoamericanos piensan que China es mejor país que Estados Unidos, implantando regímenes como el de Venezuela, Nicaragua, Ecuador y Bolivia.  Lo mismo podría suceder con Alemania si su modelo insiste en aplicar políticas erróneas.  La Unión Europa podría desmoronarse y el sur de Europa podría terminar adoptando regímenes políticos populistas que sólo convierten en mucho peor la situación de Europa. El riesgo existe.

Se ha abierto un debate muy interesante en Google+ en referencia a este post. Puedes seguirlo aquí.

Hoy a través de Maria Fanjul en Twitter, encontré esta noticia que me conmovió. Se trata de un “restaurante” en la ciudad de Vigo donde los padres desempleados llevan a sus hijos a comer fuera. Y digo “restaurante”  entre comillas, porque en realidad es un comedor de caridad donde los padres, que a su vez hacen de voluntarios como camareros, pueden llevar a sus hijos a comer y les hacen creer que se pueden permitir llevarlos a cenar fuera. Al leerlo recordé el neorrealismo italiano, las peliculas de Vitorio De Sica, y de Rossellini o más recientemente parecía salido de una escena de La Vida es Bella.

Si no vives en España y vienes de turista te quedarías muy sorprendido con esto de la crisis. Especialmente si vienes de latinoamérica. Te preguntarías, pero la miseria, ¿dónde está? Y esto es porque aún en crisis España es un país muy rico en términos generales y no parece que exista pobreza cuando a primera vista lo conoces.

Pero desde que el sector de la contrucción colapsase  el desempleo creció de un 8% a un 21%. Basicamente, todos aquellos que trabajaban en el sector o estaban vinculados a él, tienen graves problemas para encontrar ahora su lugar en la economía. El colapso del sector inmobiliario tuvo un terrible efecto multiplicador. Existe un gran porcentaje de la población que tiene importantes problemas para llegar a fin de mes y problamente se tarde aún más de una década para que los índices de desempleo se reduzcan a cifras de 2008. Mientras tanto, iniciativas como esta ayudan a aliviar el dolor de quienes han caído en la pobreza.

La clave de esta nueva propuesta es quitar los dos obstáculos que hacen que las empresas no se animen a aumentar el empleo por   las cargas sociales que esto supone: las indemnizaciones y los impuestos que paga el trabajador; y pedirle al gobierno que cubra estos gastos durante el año 2012.  O dicho de otra manera: la clave es quitar al gobierno del medio en el año 2012 para generar empleo.

En mi propuesta una empresa que aumenta plantilla durante el año 2012 sobre la base que tenía en el 2011, no tendría que pagar ni cargas sociales ni indemnización por los empleados nuevos que se incorporen.  Al mismo tiempo, los empleados que entren a empresas que aumentan su plantilla no tendrían que tributar ellos mismos.  Todo esto sólo durante el 2012 y para los empleados que entren a empresas que aumentan plantilla.  Es decir, que una empresa que tiene hoy 500, 1000 empleados o cualquier número de empleados, no recibiría ninguna ayuda a menos que aumente su plantilla y el coste laboral total.  Sólo los generadores netos de empleo en el 2012 con respecto al 2011  y los empleados que entren a estas empresas recibirían esta ayuda para incentivar el empleo.  Un buen ejemplo serían las start ups o empresas nuevas que al no haber tenido empresas en el 2011 y nacido en el 2012 todos los empleados fichados por este sistema durante el 2012 estarían incentivados.

A la empresa que aumenta plantilla el gobierno le ofrecería dos ayudas. Por un lado, durante 5 años el gobierno se ofrece a pagar todos los impuestos y relativos al empleo – llamados cargas sociales  – pero en una escala decreciente y sólo a los fichados durante el 2012.  La ayuda es que el gobierno paga el 100% de las cargas sociales en el 2012, el 80% en el 2013, el 60% en el 2014, el 40% en el 2015 y el 20% en el 2016 cuando se acaban las ayudas. Esta ayuda es importante ya que en España la gente en general no sabe que para que un empleado pueda gastar neto de impuestos unos 1600 euros al mes, la empresa desembolsa por él/ella unos 2500 euros.  Por otro lado, a todos estos trabajadores que se empleen como aumento de plantilla en el 2012 el gobierno ofrece pagarles la indemnización si son despedidos con la misma fórmula: 100% en el 2012 (si corresponde), 80% en el 2013 y así hasta el 20% en el 2016 y nada en el 2017, año en que todo volvería a la normalidad. Aclaro que es menos probable que se despida y se paguen indemnizaciones porque la cohorte 2012 de empleados en una empresa va a tener una ventaja mayor sobre la cohorte 2013 que ya no va a tener ahorros. Además lo que mucha gente no entiende es que aunque por ley en España el 99% de los despidos son improcedentes y culpas del empresario,  muchos son simplemente planes de expansión que por condiciones de mercado no funcionaron. En España por ejemplo si uno tiene una fuerza de ventas que es capaz de lograr 10 altas nuevas por día en promedio y emplea a un comercial en ese grupo que sólo consigue 1 alta por día, mientras esta persona se presente a trabajar no se lo puede despedir por improductivo, esto sería un despido improcedente culpa del empresario.  Lo que mi plan trata es de crear condiciones que bajen el riesgo de arriesgar capital para expandir pero al mismo tiempo proteger las cargas sociales, derechos sociales e indemnizaciones del empleado.

El objetivo de este plan es sacar a gente del paro estimulando la economía.  Como el incentivo es sólo por aumento de plantilla las empresas no pueden despedir para emplear de vuelta porque tienen que aumentar el total de empleados.  También habría todo tipo de provisiones para controlar que no haya despidos sino sólo ayuda a que las empresas empleen más. Entre ellas esta medida no cubriría a empresas de outsourcing o trabajo temporal para que no se cree un falso nuevo empleo.  Para el gobierno cada persona que sale del paro representa dos fuentes de mejora fiscal: al  tener que pagarles los subsidios al paro y recibir impuestos.  Con este plan el gobierno deja de pagar el paro inmediatamente y solo retrasa el cobro de esos impuestos para salir de la crisis.

¿Por qué promuevo esta medida y no tantas otras?  Porque como emprendedor y creador de Ya.com, JazztelFon sé que esta es la medida que más me haría emplear gente y creo que mis colegas van a pensar igual.  Si un emprendedor o empresario está dudando si emplear gente o no durante el 2012 saber que esos empleados nuevos tienen un coste más bajo inicial y un despido más bajo si no funciona la expansión es un incentivo importante para  salir a aumentar plantilla.  Y además tiene esa sensación de oportunidad, que se acaba si uno no emplea gente durante el 2012.  Al final lo que España necesita es demostrar al mundo que sus tendencias son favorables.  Si se logra sacar a medio millón de personas del paro así, será una ayuda enorme y el principio de una tendencia de recuperación.  Además este plan, con 5 millones de personas en el paro, le ahorra dinero al gobierno ya que deja de pagar a los que salen del paro, estos empiezan a consumir y gastar y generar IVA y otro tipo de impuestos y aunque cobra las cargas sociales más tarde, las cobra igual.  La clave del plan es que es sólo por el año 2012 y que es sólo para las empresas que aumentan la totalidad de su plantilla con respecto al año 2011.  Obviamente no se puede despedir a los que ahora están para fichar gente y no pagar cargas sociales porque la plantilla total no aumentaría.  Los ahorros son sólo en el incremento de plantilla no en la actual plantilla.

Otro efecto muy grande de este plan es el efecto sobre el costo país, el costo del crédito.  Las agencias calificadoras de deuda y los analistas de deuda no estudian como está el mercado ahora mismo si no la tendencia en el futuro.  Si en España se empieza a emplear gente y salen de las listas del paro cientos de miles, el riesgo país bajará hacia los niveles alemanes.  No es especialmente relevante que esta gente no tribute solo en el año 2012 porque en el año 2012 ya habrá un ahorro de pago de seguros de desempleo y a partir del 2013 se empieza a recaudar.  Abaratar el riesgo país y reconstruir el acceso al crédito es indispensable para el crecimiento y la salida de la crisis.

Una ventaja adicional consiste en el enorme incentivo del blanqueo del trabajo.  Todos sabemos que en España hay muchísimo empleado que cobra en negro.  Estos empleados querrían cotizar pero sus empleadores no quieren pagar las cargas sociales.  Pero durante el 2012 no tendría coste blanquear a los empleados y estos entrarían en el grupo de los que  el gobierno les paga la indemnización en caso de despido.  Entonces el año 2012 sería el año del blanqueo del empleo ilegal.

Luego está el tema de que los empleados mismos, que son empleados en el año 2012, no tributen.  Esto sería para crear otro tipo de incentivos.  El primero es la migración de empresas enfermas a empresas sanas.  Muchas empresas españolas tienen demasiados empleados pero no tienen dinero para pagarles las indemnizaciones.  Los empleados, aunque lleguen a conseguir ofertas no se van porque ven su indemnización como una especie de cuenta de ahorro.  Pero cuando les ofrecen irse y no tributar por un año y luego 20%, 40%, 60%, 80% hasta el 100% en el 2017 se animarán a irse de las empresas no rentables a las rentables.  Lo mismo puede ocurrir con el tema de los empleados que hacen trampa y cobran el paro y también trabajan en negro.  En este caso al ahorrarse tributar, algunos decidirán solo trabajar en blanco.  Porque se que en España parece de mala fe decir que el empleado mismo es el que quiere hacer trampa y no el empleador, pero todos sabemos que cientos de miles de trabajadores cobran paro y trabajan full time.

Conclusión:  mi plan es un rescate cardíaco a una economía que en vez de abaratar el despido que tantos piden y es una pésima idea, abarata el empleo que es lo que todos queremos.  Y hace esto dándole ventajas al empleado y al empleador durante el año 2012 para crear una nueva realidad: ahora o nunca.  Hagamos del año 2012 el año de las nuevas empresas o el año en que las empresas existentes se comportan como nuevas empresas o empresas de alto crecimiento.

Español / English


Suscribirse al boletín por e-mail:
Últimos Tweets