Anoche cené con Shoresh Moradi, un cirujano kurdo que fue educado en Suecia donde además vive y trabaja en el Karolinska Hospital. Durante la cena en Palma de Mallorca, me contó varias historias muy conmovedoras de cómo sus pacientes reaccionan cuando en vez de encontrarse con un doctor sueco en la sala de emergencias, se encuentran con un hombre de piel oscura y apariencia árabe. Sus historias estaban llenas de prejuicios, el prejuicio con el que tiene que lidiar este cirujano de emergencias todos los días de su vida. Curiosamente en la mayoría de los casos este prejuicio se supera y los pacientes de alguna manera, sufren una transformación después de confiar sus vidas a un médico que se percibe como musulmán. Y digo percibir, porque Shoresh es más musulmán en la cultura que en la religión, de la misma manera que yo soy judío. Estamos muy orgullosos de nuestra herencia, pero también somos conscientes de la desigualdad de las mujeres y los Goim o infieles o del extremismo religioso vinculado al  Judaísmo Ortodoxo y a ciertas facciones del Islam son perjudiciales para la sociedad.

Durante la cena hablamos sobre la paradoja de los prejuicios en Europa y estuvimos de acuerdo en que tiene mucho que ver con la forma en que los inmigrantes vienen a Europa. En Europa, los inmigrantes se seleccionan en función del tipo de trabajo que desempeñan y eso mismo es lo que refleja su visa. Así que por ejemplo, un inmigrante puede venir a España a trabajar como empleado doméstico y su visa le permitirá únicamente ser eso, un “empleado doméstico”. Los europeos no tienen problemas en declarar públicamente que los mejores trabajos deben ser ocupados por los nativos. Este tipo de discriminación no se ve como un prejuicio. Los americanos en cambio tienen un sistema que busca inmigrantes con buenas calificaciones y así lo hace también una minoría de los países de la UE, Irlanda por ejemplo. Como resultado, la mayoría de los países de Europa cuenta con una población inmigrante que tiene los peores trabajos, y así son culpados por su falta de logros, una situación que es mucho más injusta si consideramos que fueron pre-seleccionados para desempeñar esas labores y su ascenso se ve bloqueado.

La conclusión de los europeos es que los habitantes de  países de donde proceden los inmigrantes son, en su mayoría, ineptos. Ahora, he aquí la gran paradoja lo que ocurre cuando esos inmigrantes, que conducen taxis o limpian oficinas, van a la universidad, finalizan sus estudios como Shoresh y se convierten en cirujanos, en miembros de la elite. En esta situación los prejuicios son incluso peores, como en el caso de una paciente femenina, por ejemplo, que creerá que un doctor musulmán la tratará peor y entonces Shoresh tendrá que explicarle que esto no sucederá y que será tratada igual que el resto de pacientes. Le ocurre a menudo que tiene que justificarse antes de realizar cualquier procedimiento o tiene que ir personalmente a las reuniones preliminares para enfrentarse a los miedos que su simple nombre inspira. Así que Shoresh y yo estamos de acuerdo en que mientras que la inmigración pobre y sin éxito afronta  prejuicios, los inmigrantes que tienen éxito se enfrentan aún a más prejuicios. No por parte de las élites educadas, sino por los ciudadanos medios. La clase de ciudadanos que terminan votando a partidos políticos anti-inmigración como Le Pen. Tanto judíos como musulmanes de éxito sufren prejuicios similares en Europa. Estos prejuicios fueron llevados al extremo en el Holocausto, y es incluso peor que el prejuicio contra quienes son pobres: la envidia contra aquellos a los que les va bien. Los judíos tradicionalmente han sido odiados, no por fracasar, sino por tener éxito; por ser 1 de cada 500 en nuestro planeta pero que 1 de cada 5 Premios Nobel o estar en el top de las listas de los billonarios, o ser escritores de éxito o directores de cine.  Y esto todavía ocurre en muchos lugares de Europa, mucho más que en USA donde viví 18 años antes de venir aquí. Podemos tener éxito en la vida, pero en España, Francia y muchos otros países de Europa si ser rico no está bien visto, ser un  judío rico o un árabe rico es aún peor. Y esta es la maldición de escapar de la pobreza y darte cuenta de que el prejuicio ha estado ahí todo el tiempo y aún permanece. Si te va mal, te enfrentas al prejuicio de que eres un perdedor, pero si te va bien y terminas convirtiéndote en una persona exitosa que rompe los estereotipos, encontrarás un prejuicio aún más duro, el que confronta Shoresh que salva vidas o incluso yo, cuando me llamaron “judío especulador” en un diario español.  Si tienes dudas sobre lo que estoy diciendo, busca “judio Varsavsky” en Google e investiga leyendo los resultados que salen.  Están mis artículos sobre el tema de ser judío en España.  También otros en los que se me insulta solo por ser judío.  Charlando con Shoresh, como con otros amigos musulmanes, nos damos cuenta que aunque en Medio Oriente judíos y musulmanes están enfrentados en Europa estamos unidos por un prejuicio que debe terminar.

En el año 2006 vino una misión de la ONU a España dirigida  por Miloon Kothari. En 5 años no cambió nada. La combinación de paro, sueldos bajos y coste de la vivienda hace que los españoles jóvenes no puedan salir adelante. Esto es lo que recomendaron:

  1. Hacer real el mandato constitucional del artículo 47 de nuestra Carta Magna (derecho
    de los ciudadanos a acceder a una vivienda digna).
  2. Reconocer por ley el derecho ciudadano a acceder a una vivienda digna, dotándolo de tutela judicial efectiva.

    Vía Wikipedia: Miloon_Kothari

  3. Recuperar la función social de la propiedad en materia de suelo y vivienda.
  4. Necesidad de impulsar políticas públicas en materia de vivienda coordinadas entre todas las AAPP y que se centren en los grupos sociales más vulnerables.
  5. Necesidad imperiosa de intervención pública en los mercados de suelo y vivienda.
  6. Incrementar la producción de vivienda protegida, especialmente en alquiler, con diversidad tipológica.
  7. Favorecer el alquiler, sobre todo el protegido, como régimen de acceso a la vivienda.
  8. Luchar contra la vivienda vacía.
  9. Integrar política social, vivienda y plenamiento territorial y urbanístico.
  10. Apartarse de las políticas que priman la propiedad de la vivienda.
  11. Integrar la vivienda en la preservación del medioambiente.
  12. Luchar contra las discriminaciones en el acceso a la vivienda, especialmente en la vivienda protegida (excesivos años de empadronamiento exigidos para acceder a estas viviendas).
  13. Tomar medidas contra el mobbing inmobiliario.
  14. Necesida de una definción legal de sin techo en España.
  15. Apoyo a los defensores del pueblo de las CCAA en su función de control sobre la materia. Apoya la idea de crear un Comisionado de los DDHH en España.
  16. Necesidad de producir estadísticas agregadas y de calidad en materia de vivienda.

Experiencia personal de Lorena, miembro del equipo de Fon, autora de este artículo.

La semana pasada Martín publicó un artículo donde explicaba los motivos de por qué apoyaba el movimiento #nolesvotes y donde respondía finalmente con un sí a todas las peticiones que a través de su twitter estaba recibiendo para que Fon, de alguna manera, colaborase para ampliar la señal WiFi de las plazas donde se estaban realizando las primeras acampadas. Mi nombre apareció como persona de contacto para recibir las peticiones y desde ese momento la  #spanishrevolution tomó un nuevo sentido para mí.

Los emails y los tweets empezaron a sucederse. Desde Tenerife, Córdoba, Salamanca, Barcelona, … todos querían saber cómo podíamos ayudarles para conseguir más cobertura wifi en sus respectivas acampadas. Habilitamos decenas de pases, que permitían a quienes nos lo solicitaban conectarse de forma gratuita a cualquier punto Fon al alcance. En caso de que no hubiese ningún acceso cercano decidimos comenzar con el envío de foneras.   Una de las primeras acampadas en contactar con nosotros fue #acampadasol, al ser la más numerosa estaba teniendo serios problemas con las conexiones 3G y wifi de la zona. Enviamos dos foneras para instalar a ambos lados de la plaza, pero aún así, dada la cantidad de gente que allí se daba cita la conexión no era suficiente. Finalmente un compañero salió hacia la Puerta del Sol donde se acabaron instalando dos fonera más para ampliar la cobertura.   Ahora hay cuatro foneras, que gracias a los vecinos que han cedido parte de su ancho de banda, están dando cobertura WiFi en Sol y durante el día de hoy aún se han instalado varias antenas más que potencian la señal.

Uno de los mejores momentos, fue cuando el mismo día que nosotros empezamos a  enviar las primeras foneras, desde @acampadapalma nos enviaron esta fotografía de la fonera que un usuario había instalado para dar WiFi a la acampada. La filosofía Fon de compartir tu WiFi se hacía más significativa que nunca. Nosotros colaboramos como  podemos hacerlo que es ofreciendo WiFi. En dos días ya habíamos intercambiado cientos de emails con los diferentes miembros de las acampadas, que en contacto unos con otros, iban corriendo la voz de acampada en acampada. Para un movimiento que ha nacido en las redes sociales (Facebook, Twitter, Tuenti…) e internet (blogs, webs, etc)  y que ha congregado gracias a esto a miles de personas que no se conocían pero que tenían un pensamiento en común, es fundamental poder seguir online y que no se interrumpa la comunicación. De ahí que fuesen las propias acampadas las que solicitasen nuestro apoyo para no perder esa capacidad  por la saturación de las redes en las diferentes plazas. El poder de internet para informar en tiempo real  y también para mantener a todos conectados entre sí  ha facilitado que el mensaje llegase más lejos y a más gente. Como ejemplo sirva que el canal en streaming de Sol TV alcanzase los 11 millones de visitas acumuladas.

Muchos pensaban que tras las elecciones todo el movimiento desaparecería, pero no ha sido así, nada ha cambiado, las acampadas siguen y las peticiones no han parado de llegar en la misma medida que lo hicieron durante la semana pasada o  que lo han hecho durante todo el fin de semana. Algo que sí ha cambiado, es que la organización de las acampadas es mucho mejor; la semana pasada recibía un email de Miguel o María, ahora nos escriben desde la comisión de informacion de #acampadasalamanca o de la comisión de infraestructuras de #acampadazaragoza.

En muchas ocasiones uno se pregunta cómo puede sólo una persona hacer el cambio y la respuesta es 1+1+1+1…  La suma de todos los unos es la que provoca el cambio y parece que #spanishrevolution ha encontrado la vía para ponerlo en marcha. Me alegra ser un uno más en la cadena. Mientras sigan acampados y necesiten wifi, les daremos nuestro apoyo, por eso seguiremos enviando accesos gratuitos y foneras a quienes nos lo soliciten.

Agradezco enormemente y en nombre de todo el equipo,  los mensajes de gratitud que nos han hecho llegar desde las más de 15 acampadas con las que hemos estado en contacto. Asimismo, gracias a Stefan por el soporte técnico que ha prestado y sigue prestando, y a la solidaridad de todos los vecinos de las plazas.

(Durante la redacción de este post se han enviado 3 foneras y regalado 8 accesos gratuitos Fon)

Lorena G. Montes – lorena (@) fon.com

Esta mañana me hice un recorrido de 34km en bici por Paris. El problema es que me falló el Endomondo. Como ves en el enlace solo sale el principio del paseo y no lo que está en el video.

Durante el paseo escuché RadioMe la app que estoy desarrollando para Android que te permite escuchar música y tus noticias (tu twitter, tu Facebook, tu Sms, tu Gmail).

También hice unas fotos.

El video está hecho con una Canon S95 y las fotos con una Leica M9

En este video describo lo que es estar en #acampadasol donde van desde señores en limusina a manifestantes “antisistema”. En este artículo en El Mundo explico porqué me uní a #nolesvotes. Todos tenemos que salir a la calle, todos tenemos que protestar. Pero mucha de la gente que está protestando no entiende realmente por qué España está como está, con tanto paro y mileurismo y una vivienda carísima. Por qué España no es Holanda o Alemania o muchos otros ejemplos de éxito en Europa. No entienden que no se trata de cambiar el sistema político, que es muy parecido en toda la Unión Europea, sino de cambiar a los incompetentes que nos gobiernan. Lo que nos pasa es coyuntural, apostamos demasiado a la construcción, bajó la demanda, quedó un 15% de la fuerza laboral en la calle y mal preparada, y tenemos unos gobernantes que entienden poquísimo de creación de empresa y de lograr reconstruir la economía. Porque solo con nuevas empresas, emprendimientos y crecimiento de las empresas existentes lograremos conquistar el mal mayor de España que es la falta de oportunidad, el paro y los pésimos sueldos. Hacen falta mas empresas disputándose empleados, así de sencillo. Es absurdo ser antiempresa, hay que ser tan pro empresa que se genere una dinámica de puja en el mercado laboral. Que haya muchas más como en otros paises. En España son pocas y tienen demasiado poder monopólico. Además están demasiado cerca del gobierno.

Ahora mismo el mercado no funciona, hay pocas empresas y demasiados empleados están entrenados para trabajos que ya no existen y no van a existir porque España tiene infraestructura para los próximos 20 años. Y el tema de la vivienda es patético. La banca española tiene una absurda cercanía al poder político español. La banca española tendría que pagar por sus pésimas políticas de crédito y no tirarle el muerto al español medio. Tienen que ser obligados a liquidar sus hipotecas, el precio de la vivienda y el inmobiliario en general, tiene que bajar y los accionistas de la banca perder como ocurrió en USA. También hay que cambiar la ley de alquileres y permitir el desalojo al final del contrato para que entren los 2 millones de viviendas que están ahí por el miedo a que en España al inquilino se le obliga a un año pero al dueño a 5. Lo que muchos no entienden es que para bajar el precio de la vivienda hace falta mucha oferta de vivienda, que no sirve de nada estar protegido a pagar alquileres carísimos por 5 años, que la flexibilidad resultará en vivienda barata aunque implique desalojo.

Y tampoco puede ser que el español viva atado a su hipoteca y sea esclavo y que el hipotecado norteamericano sea libre de devolver su propiedad y perderla. De cambiarse a otra ciudad en la que si hay trabajo. En este país llamado socialista la gente está atada a la hipoteca de por vida por un error que cometió la banca. Por último, hay que terminar con la desconexión entre el estudio y el empleo. Hice Jazztel, Ya.com y Fon y os puedo asegurar que la educación si que necesita una #spanishrevolution. Educación, empleo y vivienda, lo demás es secundario. Ya sé que no todos nos manifestamos por lo mismo pero lo bueno de #nolesvotes, es que todos estamos unidos por el mismo sentimiento: que estamos gobernados por unos incompetentes.

Fon estuvo donando foneras para las acampadas por toda España. Este es el tipo de instalaciones que estamos haciendo ya que las redes móviles están saturadas en las plazas.

Fonera en #acampadasol

Voy en bici por la sierra unas 10 horas por semana. En esos recorridos escucho música. Pero últimamente empecé a sentir que estaba demasiado desconectado durante esas 10 horas y se me ocurrió crear una aplicación para Android que en pocos días pondré en el Android marketplace. Esta aplicación fue diseñada por mí y construida por Alberto Alonso Ruibal. La experiencia es especialmente buena cuando haces deporte o conduces. La idea es escuchar contenidos en vez de verlos y creo que este es el comienzo de una tendencia que será bastante potente. Es muy probable que los coches vengan equipados con algo como RadioMe en el futuro.

Para usar RadioMe, primero descargas la beta aquí. Luego tienes que ir al marketplace y descargarte SVOX y pagar por las voces de los idiomas que hables. Si no haces eso tienes las voces TTS Pico, gratuitas con Android, pero pésimas y la experiencia es malísima. Luego tienes que tener tu music player en el Android con música. En la versión que está en el video, que no es aún la que está en el sitio, la música ya está integrada. Al abrir la app vas al signo + y agregas Twitter, Facebook, Gmail, sms, Linkedin… en fin, lo que quieras. Y luego le dices a RadioMe como quieres que funcione. Para mi lo ideal es 5 minutos de música, luego baja la música pero queda en el background, y 2 minutos de noticias personales. Pero me imagino que cada uno lo suyo. Luego está el tema de los idiomas. Mi vida es en muchos idiomas, recibo cosas en inglés, castellano, italiano, francés y alemán. Lo normal es uno solo o dos, pero bueno tu eliges tus idiomas y RadioMe reconoce en que idioma está tu Facebook o Twitter y te pone la voz apropiada para el idioma. Si suena el teléfono la app se para y tienes que iniciar RadioMe de vuelta para que no te interrumpa en la llamada.

Espero que te guste tanto como a mí. Yo ya no puedo salir sin RadioMe.

Llevo un tiempo utilizando Spotify y Rdio y los recientes rumores sobre el lanzamiento este año de Spotify en USA, me han llevado a considerar escribir este artículo utilizando mi experiencia con ambos productos.

Si bien en términos generales el modelo de negocio es el mismo, mi impresión es que el enfoque general de ambas empresas es muy diferente (soy amigo de los fundadores de ambas compañias y de uno de los inversores de Rdio, por lo que la objetividad de mi post no debe verse afectada). Rdio parece haber construido un servicio de música en streaming en torno a una red social, mientras que Spotify´s es un servicio de música en streaming que ofrece funciones sociales. Notas la diferencia en cuanto accedes a la aplicación, la home the Spotify te muestra las nuevas versiones y un servicio de noticias que combina la información de Spotify con la actividad en Facebook. En el lado izquierdo tienes el acceso a tu lista de reprodcción para poder escuchar de forma inmediata. Por otro lado, cuando accedes en Rdio, la mayoría de la información tiene que ver con tu actividad en la red social de Rdio.  Ves las canciones que han tenido una mayor rotación en tu red, tienes un acceso a las actividades recientes y también ves los artistas más populares de tu red.  Lo que Rdio crea es tu propia comunidad de música, así como por ejemplo Runkeeper te crea tu comunidad de deporte.

En general, Rdio tiene una gráfica mucho más social que Spotify. Puedes hacerte seguidor de tus amigos y otros usuario al estilo Twitter, encontrar amigos con los que estás conectado en otras redes (como Facebook, Twitter, Gmail, etc.), ver las recomendaciones que hacen los usuarios  y seguir a gente influyente y saber más acerca de tus  seguidores o la red de personas que te siguen. Es posible también ver que usuarios siguen a determinados artistas, álbumes o incluso canciones. Puedes escribir tus propias reviews sobre los artistas o los discos. Puedes ver con qué frecuencia han elegido una canción o cargar listas de reproducción y librerías de otros usuarios basadas en los artistas/álbumes/canciones que tienen en su colección. Los gráficos de Rdio integran más caractéristicas y son más completos que los de Spotify. Todas estas cualidades son buenas para descubrir música, nuevos artistas… si tienes una amplia red de amigos, pero por el momento la comunidad Rdio es bastante más pequeña en comparación con la de Spotify (en los países en los que Spotify está activo). Pero Rdio en USA todavía tiene ventaja sobre Spotify, ya que todavía no se ha lanzado allí.

Spotify es mucho más parecido a iTunes. De la anterior lista de características, Spotify sólo es compatible con la integración de Facebook y los usuarios sólo pueden suscribirse a listas de reproducción individuales, pero no pueden seguir a otros usuarios como  se puede con Rdio. Leí en alguna parte que Spotify está mucho más orientado a las pistas de música que Rdio  y estoy de acuerdo. Los resultados de las búsquedas consisten en una larga lista de pistas individuales, incluso cuando se busca un artista. Rdio organiza los resultados de la búsqueda en cuatro categorías: artistas, álbumes, canciones y listas de reproducción, y  gente. De esta forma queda muy organizado, pero consume mucho más tiempo si sabes lo que estás buscando y sólo quieres que la música empiece de inmediato. Spotify tiene menos adornos, pero es más intuitivo y  más rápido.

En términos de rapidez encontré Rdio bastante más lenta e insensible. Quizás me sucede esto a mí porque estoy en Europa, donde Rdio no está oficialmente disponible. Pero por alguna razón esto interfiere. Como media, se tomó unos 5-10 segundos por canción para iniciar la escucha. Esto también sucede cuando se navega a través de la aplicación de escritorio, la cual usa Adobe Air y está apoyado en la web. El  software P2P, propietario de Spotify, es muy diferente. Todo es practicamente instantáneo, no existe un retraso significativo entre el momento que haces clic en una canción y la reproducción se inicia casi inmediatamente (cuando estás en streaming). También al moverte sobre la linea de tiempo de una canción es como si estuviese en tu disco duro.

Mira esta detallada comparación entre el iOS de Rdio y Spotify. Yo prefiero Spotify, pero esto es cuestión del gusto de cada uno. Si tienes Shazam en tu iPhone o Android, ahora también puedes reproducir las canciones directamente accediendo a través del botón de “reproducir con Spotify”.

Lo que está realmente bien y es muy útil es que ahora Spotify te permite gestionar directamente tu iPod (no para iPod touch), sin pasar por iTunes. Incluso los usuarios de la aplicación gratuita (ver el gráfico más abajo) ahora pueden utilizar las aplicaciones móviles, aunque sólo con la música propia (no en streaming).

A la hora de importar la música, sin duda Spotify le saca mucha ventaja a Rdio: puedes añadir tu música al reproductor, incluso si no está en el catalogo de Spotify.

Como he dicho más arriba, puedes sincronizarlo fácilmente en tus dispositivos móviles (sobre el ‘cloud’) y escucharlo en cualquier lugar, incluso offline. Spotify soporta muchos y diferentes tipos de formatos y puede completar automaticamente información perdida en la reproducción de las pistas, ya que tiene un acuerdo con Gracenote. Rdio unicamente puede soportar tu colección en iTunes, pero sino tienen los derechos de una canción, no podrás escucharla.

Spotify quiere ser el reemplazo de todos los reproductores de música existentes. Y para mí, lo es. Puedo tener toda mi música en un único lugar, se sincroniza con todos mis dispositivos móviles en la “nube” y es muy sencillo. Además, la calidad del audio de Spotify es muy buena, sobretodo si estás suscrito al servicio Premium (hasta 320kbps). Rdio, ha tenido  quejas refentes a la calidad de su audio, aunque yo personalmente no he tenido ningún problema al respecto. Otra de las ventajas de la duración de Spotify y de su gran número de seguidores es que tiene muchos recursos web, complementos y aplicaciones construidos en torno a Spotify, como sitios web para compartir listas de reproducción, aplicaciones de control remoto, o sitios para descubrir nueva música, etc.

En conclusión, Spotify es claramente un producto mejor. Tiene todas las características que necesitas, es muy sencillo de utilizar y muy rápido (sin retrasos en la reproducción en streaming) y puede perfectamente sustituir a los reproductores de música. Puedes importar todos tus archivos de música, incluso los que no están en tu catálogo de Spotify, y sincronizarlos en todos tus dispositivos móviles.

Quizás sea que Rdio simplemente está sobre cargado de muchas características que son agradables de tener, pero no son esenciales. Por supuesto, estas ganarán relevancia a  medida que Rdio gane en popularidad y más de tus amigos utilicen también este servicio. Pero de momento, todo lo que necesitas está en Spotify, que es simple y fácil de entender y utilizar. Teniendo en cuenta el tardío lanzamiento de Rdio, sin duda han logrado mucho.  Pero Spotify es aún mucho mejor, al menos para mí. Otro ejemplo de  porque la sencillaz gana.

Un par de cosas que me gustaría poder ver en el futuro, tanto en Rdio como en Spotify, son un ecualizador (no tiene porque ser algo en toda regla, pero deberían incluir algo preprogramado) y por supuesto una aplicación para iPad.

Para terminar, me gustaría decir que Janus Friis es un diseñador increible, el hombre detrás Skype y un gran rival para Daniel Ek,  así que mientras que Spotify es el ganador en esta etapa, esto podría ser como uno de esos largos partidos de tenis con un resultado muy diferente en el siguiente set que se jugará en USA.

Muchas gracias a Merten Wulfert por tu ayuda en este post.

Aquí os dejo unas comparativas que complementan todo lo dicho.

Related articles

Lastly I would like to say that Janus Friis is an amazing designer, the man behind Skype and a mighty rival for Daniel Ek, so while Spotify is the winner at this stage this could be a long tennis match with a different result in the next set to be played in USA.

Queridos amigos @edans @julioalonso @gallir @earcos y otros miembros de #nolesvotes, claro que España se merece estar mucho mejor. Hay que protestar, pero protestemos contra lo que realmente hay que cambiar:

– Protestemos por el derecho a trabajar denegado a un quinto de los españoles.

– Protestemos contra un sistema que hoy no ofrece ni vivienda ni trabajo a un tercio de los jóvenes.

– Protestemos contra una clase empresarial de baja creatividad con dificultad para competir, que se aferra a una situación de privilegios y bajísima competencia. Que cree en el ladrillo como una religión.

– Protestemos por la mejora de un sistema educativo que forma gente para el siglo pasado. Una educación dirigida por burócratas sin un verdadero entendimiento de lo que el mercado laboral necesita.

– Protestemos contra la gran parte del público que espera que el gobierno le solucione los problemas y no se moviliza y frecuentemente tiene poca ética al momento de trabajar.

– Prostestemos contra el mileurismo que es el resultado del bajísimo nivel de creación de empresas de este país, de la poca competencia entre empresas por los empleados, de la enorme tajada de la compensación de un mileurista que se lleva el gobierno.

– Protestemos contra un gobierno incapaz de hacer a España ganar el verdadero mundial que es el de la globalización, empezando por un presidente que no habla inglés y es poco respetado aquí y afuera y una oposición igual de incompetente.

– Protestemos contra un sistema de autonomías mal resuelto, que ha resultado en más y más burocratas y ha dado lugar a una duplicidad de gobernantes muy ligado a intereses del pasado o simplemente corruptos. Aclaremos las competencias y bajemos el coste del gobierno que tiene un deficit enorme.

– Protestemos contra un sistema partidista verticalista donde la gente se elige a dedo y que hace que los miembros de un gobierno tengan que aceptar cosas que no comparten, por ser miembros de un partido.

– Protestemos contra un poder desproporcionado del sistema financiero que hace que la vivienda esté inflada y que el español esté atado a su hipoteca y no hay crédito para las actividades generadoras de empleo.

-Protestemos contra una política inmigratoria que se enfoca en inmigrantes no cualificados, muchos de ellos ahora en el paro, en vez de los emigrantes creadores de empleo como los que otros paises son capaces de atraer.

-Protestemos contra una ley de alquileres que resulta en que seamos el país con más viviendas vacías de Europa y hagamos que entren al mercado y bajen los alquileres.

Ahora comparado con todo esto, lo de la ley Sinde y esas cosas son chorradas, quizás síntomas de algo, pero que no se puede comparar con no tener casa, no tener trabajo, tener una educación obsoleta y estar gobernados por incompetentes y/o chorizos. Por mi podemos dejar esa ley de lado y concentrarnos en lo que realmente le afecta la vida al ciudadano.

Así sí me uno a #nolesvotes.

PD: a todos los que me pidieron WiFi gratis en las plazas por twitter les digo que si, que donde sea que haya protestas Fon ofrece foneras gratis para tener internet en las plazas. Por favor contactar a lorena( @ )fon.com para que te de pases para conectarte gratis o foneras.

Hace un par de semanas, Telefónica anunció el lanzamiento de Wayra, un programa que apoya la creación de empresas  TIC en Latinoamérica y España. En esencia, Wayra es una incubadora de negocios, aunque quiere ser algo más que eso y se denomina así mismo el “acelerador”. Los futuros emprendedores pueden enviar sus proyectos, incluso si aún están en la fase de ser únicamente una idea, y los 30 equipos con las ideas más prometedoras tendrán la oportunidad de presentarse frente a un jurado, que limitará la selección a los 10 mejores de cada país.  Los primeros tres países son Colombia, Mexico y España, y el objetivo es que Wayra esté presente en ocho países a final de año, con un total de 80 proyectos en marcha a finales de 2011.

Cada uno de los proyectos tendrá acceso a la infraestructura tecnológica de primer nivel de Telefónica, y además recibirá una financiación de entre $30.000 y $70.000 durante los primeros seis meses. Recibirá el apoyo necesario para establecer y construir una compañía de éxito (oficinas, consultoría, apoyo en la gestión día a día, soporte técnico del departamento I+D de Telefónica, etc). Wayra ayudará también al más interesante de los proyectos a obtener una financiación adicional después de estos primeros seis meses.

La idea detrás de este proyecto es facilitar la creación de compañías con alcance fuera de Latinoamérica, las cuales, a pesar de grandes éxitos como MercadoLibre, OLX y algunos otros, todavía no son habituales.  Muchos potenciales emprendedores se van a los centros tecnológicos de USA o Europa porque no encuentran el entorno propicio que necesitan para crear y hacer crecer una compañía internacional en sus propios países. El acceso al capital es difícil (especialmente encontrar “capital inteligente – smart money”), encontrar empleados cualificados es difícil y en general, el entorno (legal, etc.) no es generalmente propicio para el emprendurismo.

La misión de Wayra es plantar una semilla para que germine un “Silicon Valley” en Latinoamérica, para que los individuos con talento puedan alcanzar su sueño sin tener que abandonar su país natal y fomentar la innovación y el empredurismo en sus propias regiones. Considero que es una gran inicitativa y tengo mucha curiosidad por conocer qué proyectos serán los primeros en emerger de este programa.

Mensaje enviado a la gente que trabaja en Fon luego de ver una serie de correos escritos, que sin ninguna intención de ser ofensivos, sonaban agresivos y antipáticos en inglés.

La manera en que la gente se escribe o trata en España es buena para España, pero no para el extranjero. En inglés, así como en alemán, francés, italiano y en todo latinoamérica, la gente es mucho más formal y cordial en el trato, especialmente en el trabajo.

Lo que en España suena cursi afuera es la norma. En España todo el mundo se tutea, afuera en los idiomas que hay un uso del Usted y el  tú no es así. En España el imperativo se usa mucho, afuera suena fatal y solo se usa cuando el que lo dice está realmente enfadado.

Quiero pedir por favor a toda la gente que escriba en inglés o en otros idiomas en Fon que sea muy pero muy amable. Digamos absurdamente amable para el trato normal en España. Que cuando hable otro idioma, sea como es la gente en otros idiomas. No se trata de traducir sino de vivir la formalidad y cordialidad el otro idioma. De adaptarse. Ya se que en España hasta se desconfía del que tiene un trato muy cordial y formal, que parece falso, como que te quiere vender algo. Ya se también que en España es considerado simpático tutear a quien sea. Pero afuera no es así. La gente que trabaja en Fon tiene que decir siempre por favor, gracias, tiene que usar expresiones de simpatía, tiene que ser especialmente respetuosa, empática y afectuosa con los extranjeros.

En inglés se dice Could I have a beer please? or, I would like a beer please. En España se usa el imperativo “ponme una cerveza” y una persona no es borde por ser así en un bar. Pero en el resto del mundo SÍ es borde. Decir “give me a beer” a secas, es borde. Muchas otras cosas que le suenan normal al español, suenan mal al extranjero. Por ejemplo ir a un bar y luego de pedir usando el imperativo que te pongan una cerveza con unas gambas tirar las servilletas y las colas de gamba por el suelo. Este comportamiento, es decir tirar basura en el suelo de un bar, es directamente penado por la ley en otros paises. No puedo explicar lo desagradable que puede quedar una persona que trabaja en Fon si va a Holanda y empieza a tirar servilletas por el suelo, o comida.

Es algo inexplicable, es cultural. La paradoja de esto es que muchas veces los extranjeros se sienten incómodos al escuchar un trato brusco al que no están acostumbrados pero justamente por ser amables no dicen nada, no reaccionan, lo que es una pena porque el español no se entera de lo que piensan. Solo los españoles que vivieron afuera tienen esto claro. Tampoco ayuda que mucho extranjero que visita España no es justamente el grupo de extranjeros más educados y esto hace que el español piense que “todos son así”. Pero no, y menos los ejecutivos con quien nos toca tratar con las empresas que implantan Fon en otros paises como la gente de BTfon.

Para una empresa como Fon, cuyo futuro depende de tener éxito en otras culturas, de hacer acuerdos con empresas extranjeras, es indispensable ser más amables. Quiero, por favor, que antes de escribir un correo a un extranjero recuerdes que España es única en la informalidad, en el uso del imperativo y en un trato que aunque aquí no es antipático suena antipático afuera. Esto no es una crítica a España ni a los españoles, es algo que es muy importante tener en cuenta para triunfar afuera, algo indispensable para nuestro futuro ya que el 99% de nuestras ventas son exportaciones.

Thanks in advance. MV

Español / English


Suscribirse al boletín por e-mail:
Últimos Tweets